Centro de Acidez Estomacal / Temas Relacionados

Tabaquismo, adicción a la nicotina

Dependencia excesiva hacia la nicotina que contiene el tabaco, la cual provoca que los vasos sanguíneos se estrechen, la circulación de la sangre sea lenta y el corazón trabaje de manera forzada. Junto con otras sustancias tóxicas que tiene el cigarro, puede ocasionar cáncer de pulmón, boca, laringe, esófago, riñón, vejiga y páncreas, así como asma, bronquitis y enfisema pulmonar.

Otras consecuencias de su consumo son envejecimiento prematuro de la piel, daños a la dentadura, mal aliento, manchas en las uñas de los dedos, así como úlceras gástricas y duodenales.

Es importante saber que el humo que despide un cigarro incluye las siguientes sustancias tóxicas:

Se ha demostrado que de estos componentes, el alquitrán e irritantes son los agentes responsables del cáncer de pulmón, bronquitis crónica y enfisema, en tanto que la nicotina ocasiona adicción e incrementa el riesgo de sufrir enfermedades cardiovasculares, además aumenta la frecuencia cardiaca, presión arterial y concentraciones de adrenalina y noradrenalina (hormonas encargadas de poner a un individuo en estado de alerta).

En fumadores habituales, existen algunas diferencias en los efectos de la nicotina, por ejemplo, la presión no sube significativamente debido a desarrollo de tolerancia a la nicotina.

El periodo de abstinencia se presenta cuando se ha consumido diariamente nicotina durante meses o años y la interrupción brusca o reducción en la cantidad es seguida de los siguientes síntomas:

Causas

Síntomas

Diagnóstico

Prevención

Tratamiento

Se puede recurrir a deshabituantes del tabaco, los cuales proporcionan pequeñas dosis de nicotina al fumador, y evitan que se presenten los síntomas de abstinencia; así, paulatinamente el organismo se desacostumbra de la sustancia adictiva. Entre ellos se encuentran:

Asimismo puede recurrirse a:

Consulta tu médico.