Hacer fuente pequeña
Hacer fuente normal
Hacer fuente grande
Imprimir

Cómo cuidar los pulmones

Martes 25 de febrero del 2014, 10:05 am, última actualización.

Investigaciones realizadas en medicina del deporte coinciden en señalar que la práctica excesiva e intensa de ejercicio puede perjudicar los pulmones, e incluso originar enfermedades como asma.

Cuidar los pulmones

Se sabe que el deporte contribuye al buen funcionamiento de nuestro organismo, porque compensa los nada sanos hábitos del ser humano contemporáneo. Gracias al ejercicio es posible vencer estados de debilidad, flaccidez, malestar y, también, enfermedades que van de la diabetes a los trastornos psicológicos.

Sin embargo, en esta sinfonía no falta la nota discordante que nos recuerda que todo exceso es nocivo: investigadores de la Universidad del Deporte y Educación Física de Noruega afirman, con base en un estudio efectuado entre mil 600 atletas de alto rendimiento, que la práctica deportiva extrema produce efecto negativo en los pulmones.

El resultado en sí es sorprendente: uno de cada 10 deportistas de aquella nación europea padece trastornos en vías respiratorias, particularmente asma, enfermedad caracterizada por el estrechamiento de los bronquios que obliga a una persona a desarrollar mayor esfuerzo para que el aire entre y salga en los pulmones.

Cabe mencionar que gracias a este trabajo se aprecia que los resultados difieren entre atletas de distintos países, quizá por las condiciones climáticas. Así, entrenar en zonas húmedas reduce el riesgo de convertirse en asmático, mientras que los deportistas de países nórdicos (Suecia, Noruega, Finlandia y Dinamarca) tienen la máxima probabilidad de lesionar sus pulmones.

Asimismo, se concluye que estos efectos se acentúan al paso del tiempo, y que el deterioro pulmonar pudiera ser acumulativo, pues mientras atletas con promedio de 20 años de edad sufren enfermedades de vías respiratorias en 7%, quienes superan los 30 años tienen enfermedades hasta en 20% de los casos.

Sin embargo, la anterior no es la única investigación que llega a estas conclusiones. Durante una reunión de expertos en medicina del deporte, efectuada en Florencia (Italia), se dijo que las carreras de larga distancia, como el maratón o la marcha, implican daño superior al normal en los pulmones. También se especificó que los nadadores se encuentran en la lista negra, aunque el peligro que experimentan se debe a un problema distinto: la inhalación de cloro. Estos atletas se ven expuestos a dosis cercanas a las que se establecen como máximas para quienes laboran en industrias.

Un resultado similar se obtuvo durante los Juegos Olímpicos de 1996, en Atlanta (Estados Unidos). Ahí, un sondeo entre 700 atletas (poco más del 16% de los asistentes) reveló que 117 de ellos padecían asma, siendo los más afectados los ciclistas, de los cuales 50% afirmaron sufrir malestares en vías respiratorias.

La información antes presentada puede demostrar que la práctica de alto rendimiento tiene un precio. Sin embargo, recuerde que el deporte:

  • Ayuda al desarrollo y formación de los niños.
  • Combate la depresión en personas de la tercera edad.
  • Mantiene la forma física y la agilidad del aparato locomotor (brazos y piernas).
  • Contribuye a fortalecer el funcionamiento de los aparatos digestivo (contra estreñimiento, gastritis y colitis), respiratorio (frente a bronquitis crónica y asma), así como cardiovascular (para disminuir arritmias nerviosas y mala circulación).
  • Colabora en la producción regular de hormonas, sobre todo en etapas de gran actividad, como pubertad.
  • Auxilia en el tratamiento del estrés, ansiedad, problemas emocionales y del sistema nervioso.
  • Es recomendado para personas con algún tipo de minusvalía.
  • Ayuda física y mentalmente a la mujer embarazada.
  • Es un aliado contra la obesidad y delgadez excesivas, con o sin trastornos de apetito.

Todo ellos sin olvidar que fomenta la convivencia entre amigos y familiares, además de que da oportunidad de conocer gente, y permite una distracción momentánea de las preocupaciones, con lo que se obtiene tranquilidad y mayor claridad para enfrentarlas más adelante.

SyM - Israel Cortés

 

Comenta el tema o, si tienes alguna consulta médica, da clic aquí y los especialistas de la sección Pregunta al Médico responderán tus dudas.


comments powered by Disqus
Loading
Hoy en Asma y EPOC

Enfermedades en nariz y garganta, al acecho de los niños


Ver más...

Logo Comscore