Centro de Bebés / Definición

Bebés

Cuando el ser humano se encuentra en una etapa de desarrollo inicial de la vida (0 a 2 años) se le denomina bebé, aunque durante las primeras 2 a 3 semanas suele llamarse recién nacido o neonato. 

En esta etapa el bebé es totalmente dependiente de sus progenitores o tutores, ya que requiere cuidado y atención para poder satisfacer sus necesidades básicas, como alimentarse, mantenerse limpio, sentirse protegido o para realizar actividades elementales.

Asimismo, no puede hablar y su capacidad psicomotriz es mínima; sin embargo, irá evolucionando, adquiriendo fuerza y mayores habilidades conforme pase el tiempo. El llanto es característico del bebé ante cualquier necesidad o incomodidad, para atraer la atención de los adultos.

Características del bebé recién nacido

Los bebés nacen con ciertas características que, aunque suelen causar muchas dudas a cualquier padre primerizo, sólo son parte de una etapa que se irá descubriendo conforme las diferentes etapas del desarrollo del bebé.

Según el Instituto Nacional de Perinatología conocer físicamente al recién nacido es uno de los aspectos más importantes que los padres deben considerar, ya que esto les permitirá convivir con él de mejor manera, así como identificar situaciones de alarma.

Los huesos de la cabeza son moldeables y se encuentran separados por dos espacios:

Durante el parto, la flexibilidad de las fontanelas permite que los huesos se superpongan, de tal manera que la cabeza pueda pasar a través del canal de parto sin presionar o dañar el cerebro del bebé.

El cuello del recién nacido es más bien corto y grueso por la acumulación de grasa, en cambio el tórax suele verse redondeado. Los pechos se encuentran ligeramente crecidos por el estímulo hormonal durante la gestación.

Su boca casi siempre muestra el labio inferior hacia adentro y, en el labio superior, en su parte central, se observa una "callosidad” o “costra" llamada cojinete de succión. En las encías se hallan puntos blancos llamados "perlas" e, incluso, aunque menos frecuente, uno o varios dientes.

Con el paso del tiempo, el bebé irá desarrollando sus habilidades y capacidades de modo que tendrá mayor fortaleza en cada parte de su cuerpo para moverse y mantener una posición cada vez más erguida. Asimismo, aprenderá a emitir sonidos y comprender el lenguaje.

Consultas prenatales y pediatra, garantía de vida y salud del bebé

Para que un bebé nazca sano es importante que la madre tenga adecuada atención médica prenatal (antes del parto), incluso se recomienda que acuda al médico antes del embarazo, para prepararse física, mental y emocionalmente para concebir.

Un óptimo estado de salud y tipo de hábitos de la madre repercutirán de forma decisiva en la salud del bebé, tanto para que llegue a buen término la gestación como para prevenir defectos congénitos.

Asimismo, es muy importante la elección del pediatra en quien se depositará la confianza para procurar la salud del pequeño. Por lo que es recomendable buscarlo por lo menos unos tres meses antes de la fecha de parto.

Un pediatra es el médico especializado en el cuidado de bebés, niños y adolescentes. Si ya cuentas con un médico de cabecera con experiencia en el cuidado de bebés, la elección es sencilla, pero si tienes a tu hijo con la ayuda de un obstetra, tendrás que buscar a un médico para tu pequeño.

Para tomar esta importante decisión, puedes comenzar haciendo una lista de los médicos recomendados por gente conocida, como familiares, amigos o compañeros de trabajo, que piensen como tú respecto a los niños. También puedes pedirle a tu médico que te recomiende a alguno de sus colegas. Una vez que tengas una lista más o menos amplia, comienza a estudiar la preparación y experiencia de cada médico con mayor profundidad.

Si se trata de tu primer bebé o has cambiado de estado o país, lo recomendable es programar una cita con el futuro médico de tu pequeño, ya que nada se compara con conocer de frente a la persona a quien le confiarás la vida y salud de tu bebé.

Recuerda que la atención médica del bebé es una labor de equipo en la que padres y médico son fundamentales.

Cómo cuidar la salud del bebé

Para el cuidado de vida y salud del bebé es importante, entre otros aspectos, poner en práctica las siguientes recomendaciones:

Consulta a tu médico.