Centro Bucodental / Temas Relacionados

Caries dental

Esta enfermedad se caracteriza por la aparición de perforaciones (“picaduras”) y daño a las estructuras dentales.

Se debe a diversos factores, entre los que destacan consumo excesivo de azúcares y alimentos procesados, acción de microorganismos que viven en la boca, higiene bucal deficiente y predisposición hereditaria.

La caries es, junto a la gripe, la enfermedad más extendida en el planeta y una de las causas más importantes de incapacidad laboral y escolar. Puede presentarse a cualquier edad, aunque es más común en niños y adultos jóvenes, y se estima que aproximadamente 90% de la población humana se verá afectada por ella en algún momento.

Como detalle curioso, cabe señalar que la incidencia de caries ha ido de la mano con el desarrollo de la civilización y los cambios en la alimentación humana. De acuerdo con investigaciones arqueológicas y paleontológicas, los primeros vestigios de este padecimiento se remontan al periodo Mesolítico (años 10000 a 6000 antes de Cristo), y su frecuencia aumentó en el Neolítico (del 6000 al 2000 antes de nuestra era), es decir, cuando los pueblos se asentaron para dedicarse a la agricultura y el pastoreo.

Lo anterior se ha confirmado a través de diferentes estudios comparativos, cuyos resultados señalan que las personas que viven en comunidades con dieta basada en productos naturales presentan este problema con mucho menor frecuencia que los habitantes de los grandes centros urbanos.

Así, la conclusión generalizada nos indica que los alimentos duros y sin refinar favorecen la autolimpieza de los dientes, mientras los productos procesados, ricos en hidratos de carbono (azúcares y almidones) y que no exigen tanta masticación ni fricción entre las piezas dentales, han dado lugar al aumento de este padecimiento bucal.

La caries del biberón o de la primera infancia es afección que se distingue por la presencia de perforaciones en los dientes de lactantes y niños pequeños, sobre todo en los incisivos superiores e inferiores.

También se debe a diferentes factores, pero el principal es la exposición constante de la boca y dentadura del pequeño a refrigerios y líquidos azucarados (jugo, refresco, infusiones azucaradas y gelatina), lo cual se ve fomentado por higiene incorrecta y uso prolongado del biberón, chupón y vaso entrenador.

Causas de caries

Síntomas de caries

Diagnóstico de caries

Prevención de caries

Tratamiento de caries

Consulta a tu médico.