Obesidad, grave problema de salud en México - SyM
Salud y Medicinas, Sitio líder en salud y prevención de enfermedades, Cuidados de la salud

12 Diciembre 2017 | Iniciar Sesión



Hacer fuente pequeña
Hacer fuente normal
Hacer fuente grande
Imprimir

Obesidad, grave problema en México

Martes 08 de noviembre del 2016, 03:33 pm, última actualización

Más de 70% de adultos, así como 35% de niños y adolescentes padecen sobrepeso y obesidad en México, lo que representa 60.6 millones de mexicanos, ¡más de la mitad de la población! Acompáñanos a conocer las consecuencias y formas de prevención de estos serios problemas de peso.

Obesidad, Grave Problema en México
Obesidad, grave problema en México

México, país de obesos

De acuerdo con la más reciente Encuesta Nacional de Salud y Nutrición (Ensanut 2012), en México 42.6% de los hombres mayores de 20 años de edad, presentan sobrepeso (exceso de 10 a 20% de su peso ideal) y 26.8% obesidad (es decir, tener 20% o más del peso adecuado). Mientras que 35.5% de las mujeres mayores de 20 años de edad, presentan sobrepeso y 37.5% obesidad. Esto significa que aproximadamente 7 de cada 10 adultos tienen exceso de peso.

Estos problemas de salud pública acarren trastornos crónico degenerativos (de larga duración y empeoran con el tiempo) como diabetes (elevada concentración de azúcar en la sangre por la incapacidad del organismo para asimilarla), hipertensión (presión arterial elevada) y otros que pueden desembocar en infartos. Asimismo, se relacionan con problemas articulares y diferentes tipos de cáncer (vesícula, colon o mama).

Sobrepeso y obesidad no sólo impactan en la calidad de vida de las personas, sino en el gasto público. La Secretaría de Salud ha informado que en la atención de la obesidad y sus complicaciones invierte 42 mil millones de pesos anuales y, por si fuera poco, las pérdidas por productividad ascienden a 25 mil millones que pagan directamente los contribuyentes.

Para revertir esta epidemia, "la primera acción es medir la circunferencia de la cintura, con esta sencilla medida se puede iniciar la lucha para prevenir enfermedades crónico degenerativas", explica la nutrióloga dietista Martha Leticia Martínez Viveros.

En el hombre, la circunferencia de su cintura debe medir 90 cm o menos, mientras que en la mujer, 80 cm o menos. "Debemos recordar que 90% de las personas que hoy tiene diabetes, padecieron sobrepeso u obesidad como antecedente, pues además de tener escasa actividad física llevaban dieta rica en azúcares simples y grasas saturadas", asegura la experta.

¡Adiós a los malos hábitos!

Hay dos factores que causan sobrepeso y obesidad. El primero es tener mala alimentación, es decir, con alta ingesta de azúcares, grasas o proteínas, así como productos industrializados que contienen estas sustancias en grandes cantidades.

"Basta con revisar empaques de galletas y pastelitos para descubrir que sus ingredientes incluyen muchos endulzantes y alta cantidad de grasas saturadas y trans, asociadas con problemas circulatorios. Además, la gente consume sin saber cuántas porciones contiene el paquete, ni el valor nutritivo de cada producto", agrega Martínez Viveros.

El segundo factor clave es la falta de ejercicio y actividad física de la vida moderna: se camina poco, en cambio, se utiliza automóvil para recorrer distancias cortas, escaleras eléctricas o elevadores para desplazarse pocos pisos y se suele pasar muchas horas sentado en el trabajo.

De acuerdo con la especialista, en los últimos 30 años ha aumentado el número de obesos en México por estos malos hábitos, sin olvidar que "hay acceso ilimitado a comida rápida en cualquier esquina: refrescos, frituras, cigarros, alcohol, pastelitos y jugos, que son el pan nuestro de cada día".

"Hay que saber que con tan sólo 30 minutos diarios de ejercicio o nuestro deporte favorito son suficientes para tener buena salud. Puede ser caminata, bicicleta, natación, gimnasia o zumba; lo que a uno le guste", explica la dietista.

Acciones por la salud

"A la gente se le hace más cómodo no tener que planear sus comidas e ingerir lo que pueda, sin saber que a largo plazo la mala alimentación es más costosa para su bolsillo y salud. Se abandona el buen hábito de comer frutas y verduras, que nos proporcionan vitaminas, minerales y fibra, sobre todo cuando las consumimos crudas, masticando todo su jugo y bagazo".

Lamentablemente, expresa la dietista, entre más pronto se desarrolle obesidad en la infancia y adolescencia hay más riesgo de padecer enfermedades circulatorias a temprana edad.

Ante esto, las instituciones de salud y educación pública han tenido que intensificar medidas para que la población se alimente correctamente y retome la práctica de deporte o ejercicio.

Este tipo de esfuerzos deben continuar, pues la situación que enfrentamos no es fácil: México, junto con Estados Unidos, Gran Bretaña y Rusia, es uno de los países con mayor índice de obesidad. En contraste y como ejemplo a seguir, naciones como Japón o Corea tienen mejor cultura de salud, actividad física y alimentación sana.

"Debemos hacer un cambio en nosotros y eso significa que la comida rápida ya no debe ser la base de nuestra alimentación, sino que se debe consumir de forma esporádica. Hay que tener decisión para cambiar nuestro estilo de vida, sobre todo por el cuidado de nuestra salud, y más aún si sufrimos obesidad, alta concentración de colesterol en sangre u otro padecimiento", puntualiza.

En beneficio de la salud

Toma nota de estas medidas para prevenir obesidad, ¡pueden salvar tu vida… y hasta tu economía!:

  • Planea tus alimentos de toda la semana.
  • Revisa lo que hay en la despensa para comprar sólo lo necesario.
  • Acude sin apetito a las compras para evitar los antojos.
  • No compres ni tengas en la despensa lo que no necesites.
  • Incluye en cada comida por lo menos una verdura diferente.
  • Consume una fruta distinta en cada comida.
  • Combina leguminosas con cereales integrales para tener excelente fuente de proteínas, misma que se encontrará libre de la grasa que suele acompañar a la proteína animal.
  • No añadas grasas de origen animal a las leguminosas.
  • Prefiere leche y queso bajos en grasa, además de carne blanca como pollo y pescados (atún, sardina y salmón). Reduce o evita carne de res y cerdo, especialmente en platillos como barbacoa, birria y carnitas.
  • Toma agua simple potable o jugo de frutas natural sin agregar azúcar.
  • Ingiere sólo 2 cucharas de azúcar al día.
  • Evita pan dulce y pastelitos, o cómelos una vez a la semana.
  • Elimina de tu dieta las frituras y galletas.
  • Consume un mínimo de sal.
  • Prefiere cereales y panes integrales en vez de aquellos elaborados con harina refinada.
  • Realiza actividad física, la recomendación mínima es 30 minutos de ejercicio moderado durante al menos cinco días a la semana.

SyM - Adriana Nolasco

 

Comenta el tema desde Facebook... Si tienes alguna consulta médica, regístrate gratuitamente en Pregunta al Médico. Nuestros especialistas te responderán en forma privada sólo a través de dicha sección.

Comenta el tema desde Facebook... Si tienes alguna consulta médica, regístrate gratuitamente en Pregunta al Médico. Nuestros especialistas te responderán en forma privada sólo a través de dicha sección.

Hoy en Cardiovascular

¿Controlas a tu estrés o tu estrés te controla a ti?


Ver más...

Sabías que...

En México, el número de mujeres con discapacidad suma 3.8 millones, en tanto el de hombres llega a 3.3 millones, siendo las enfermedades su principal causa.




Comscore