Vacunas necesarias antes de viajar a destinos exóticos - SyM
Salud y Medicinas, Sitio líder en salud y prevención de enfermedades, Cuidados de la salud

21 Noviembre 2017 | Iniciar Sesión



Hacer fuente pequeña
Hacer fuente normal
Hacer fuente grande
Imprimir

Vacúnate antes de salir de viaje

Viernes 12 de mayo del 2017, 01:43 pm, última actualización

Si deseas vacacionar en algún destino exótico, te recomendamos acudir antes a una clínica de Medicina del Viajero para que “te lean la cartilla” y recibas aquellas vacunas que necesites para evitar desagradables sorpresas. ¡No lo tomes a la ligera!

Medicina del viajero, Diarrea del viajero

Muchas personas viajan al extranjero en esta temporada, pero son pocas las que acuden a clínica especializada que les informe sobre los riesgos a los que pueden enfrentarse y las vacunas que deben aplicarse. En efecto, este tipo de antídotos pueden ser obligatorios si el destino son aquellos países que se localizan en los continentes africano y asiático y, en general, los que se consideran subdesarrollados, pues en éstos persisten muchas enfermedades que en las naciones industrializadas forman parte del archivo histórico.

En años recientes se ha establecido la moda de hacer viajes a otros países para celebrar la boda de algún familiar o amigo, el reencuentro de una generación de estudiantes o nuestra propia “luna de miel”; pero, en cualquiera de estos casos es necesario reservar tiempo suficiente para verificar las condiciones sanitarias del lugar, pues no es raro que estos sitios se ubiquen en puntos de exótica belleza, pero que pueden resultar sumamente peligrosos.

A su vez, aunque parezca exagerado, debemos obtener información calificada, en cuyo caso lo mejor es empezar por la misma agencia de viajes contratada, y si bien es cierto que muchas veces el personal de estas oficinas no cuenta con los datos más certeros, sí es buen comienzo. También se puede recurrir a la Secretaría de Relaciones Exteriores, a la de Turismo o a la de Salud para verificar si hay alguna alarma sanitaria en el sitio de nuestro destino, así como consultar con nuestra compañía de seguros sobre cobertura de corte internacional.

Por cierto, para los amantes del “continente negro” es interesante saber que la African Medical and Research Foundation (Fundación Africana de Investigación Médica) ofrece excelente servicio para quienes desean sentir la emoción de un safari con la seguridad de tener soporte médico a su alcance. Se trata de los Flying Doctors (www.amref.org/flying-doctors), quienes cuentan con los medios necesarios para llegar a zonas de difícil acceso en caso de emergencia.

La cobertura por esta prestación no rebasa 50 dólares, cuota verdaderamente reducida si se considera que quien sufre algún accidente o presenta grave enfermedad, recibe la atención de un médico, enfermero y, de ser necesario, es trasladado en ambulancia aérea a la clínica más cercana.

Útiles, pero desconocidas

Es muy probable que usted desconozca la existencia de las Clínicas del Viajero, entidades que en naciones industrializadas son de lo más común, pero en México muchas veces pasan inadvertidas. La primera institución de este tipo en el país surgió hace casi 10 años en la capital de la República, específicamente en la Subdirección de Epidemiología Hospitalaria y Control de Calidad de la Atención Médica del Instituto Nacional de Ciencias Médicas y Nutrición Salvador Zubirán (INCMNSZ).

El Dr. Alejandro E. Macías Hernández, adscrito a la citada dependencia, explica: “En el INCMNSZ hemos crecido paulatinamente, de tal modo que iniciamos con unas cuantas consultas al año, pero ahora atendemos a cientos de personas y estamos seguros de que el desarrollo en los próximos años será mucho mayor”.

Los especialistas médicos de la Clínica del Viajero tienen gran responsabilidad, toda vez que deben estar al tanto de lo que ocurre con los brotes de epidemias en todo el mundo, además de que deben contar con alto grado de capacitación para saber qué recomendaciones deben proporcionar a los turistas. Ahora mismo, por ejemplo, se conoce el riesgo de la fiebre amarilla, enfermedad transmitida por la picadura de mosquito que ha sido detectada en Brasil y Argentina.

Al lugar que fueres...

Acudir en busca de información y prevenir los riesgos que pueden generarse durante un viaje al extranjero no es tan complicado, además de que se puede tomar como buen pretexto para actualizarnos en la aplicación de vacunas que, de una u otra forma, nos ofrecen protección en la vida diaria.

Asimismo, se sabe que el gobierno mexicano es responsable de brindar a la población infantil protección contra todas las enfermedades prevenibles, y es por ello que existe un esquema de inmunización perfectamente delineado. Sin embargo, muchos de quienes hoy son adultos no se han aplicado ciertas vacunas por el simple hecho de que algunas dosis no existían cuando fueron niños, o bien, porque ignoran que cada determinado tiempo se deben aplicar dosis de refuerzo.

Así lo establece el Dr. Macías Hernández, quien acota que las personas mayores de edad que no están vacunadas contra hepatitis B deben hacerlo, toda vez que este antídoto es relativamente nuevo; asimismo, en el caso de tétanos, se recomienda que se realice nueva aplicación cada 10 años. Si hablamos de la varicela, la dosis de inmunización también está disponible, y más vale recurrir a ella para prevenir la aparición de serios problemas en la etapa adulta.

Añade el especialista: “No debemos olvidar las vacunas que nos protegen contra neumococo (se aplica una sola vez en la vida) e influenza (una vez al año), pues son de particular relevancia en personas de la tercera edad, dado que su sistema inmune (que les protege contra enfermedades) es más débil que el de un joven”.

Ya se dijo que mientras más desarrollado sea el país al que viajemos, mayor seguridad habrá de permanecer sano, pero si nuestro destino es alguna nación pobre y con pocas garantías sanitarias, hay que aumentar la cautela.

Al respecto, debemos advertir que muchos extranjeros que visitan nuestro país, acostumbrados a medidas higiénicas extremas, suelen sufrir los embates de enfermedades infecciosas, no solamente porque sucumben ante los famosos “antojitos” propios de nuestra cultura gastronómica, sino porque somos todavía una nación en la que los padecimientos de transmisión fecal y oral son muy comunes.

Esto, dice el entrevistado, no deja a salvo a los restaurantes porque muchos de ellos, a pesar de parecer elegantes, limpios y con magnífica atención, no cumplen los procedimientos higiénicos que dictan las normas mexicanas.

Ahora bien, es necesario tener conciencia de que hay peligro de contraer alguna enfermedad venérea (de transmisión sexual), y ocurre así porque cuando viajamos solemos tener conductas diferentes a las que normalmente llevamos a cabo, como internarnos en áreas remotas de algunas ciudades, acudir a barrios desconocidos y relacionarnos sexualmente con personas de estos lugares sin la precaución necesaria, por lo cual nos exponemos a contraer hepatitis B y C (inflamación y atrofia de hígado), virus del papiloma humano (puede desencadenar la aparición de cáncer en el cuello del útero o matriz) y, por supuesto, VIH (virus de inmunodeficiencia humana, causante de sida).

Sugerencias adicionales

Si bien es cierto que uno mismo es quien mejor se conoce, también lo es que pasamos por alto algunas recomendaciones en torno a nuestra salud. Ejemplo característico de ello son los individuos que saben que son sumamente sensibles a ataques alérgicos, hecho que debe obligarlos a prevenirse con dotación suficiente de medicamentos contra estas reacciones (antihistamínicos antes de viajar), pero no siempre lo hacen.

Claro está que esta sugerencia también debe ampliarse a cualquiera que convive con determinada enfermedad crónica (de larga duración), ya que es imprescindible que lleve consigo los medicamentos que toma diariamente y planear a detalle las provisiones que requiere durante la estancia fuera del lugar de origen. Además, debe tener consigo las recetas que avalen los fármacos que lleva con su equipaje, pues las restricciones aduanales a partir de 2001 se han fortalecido, sobre todo en el renglón de medicamentos pertenecientes a la categoría de hipnóticos y somníferos (que favorecen el sueño) o antidepresivos.

Por último, vale la pena insistir en el error frecuente de pensar que se puede adquirir la medicina que se requiere en Estados Unidos o en Europa, ya que hay casos en los que la normatividad farmacéutica y abasto de fármacos cambia.

Otros consejos para prevenir enfermedades en el extranjero que podemos brindarte son los siguientes:

  • Si padeces alguna enfermedad crónica, lo mejor es que hables con tu médico para que sea él quien le señale cuál esquema de medicación debes seguir durante la ausencia.
  • Si el viaje será largo, es bueno visitar al dentista y ahorrarse verdadero dolor de muelas en el extranjero.
  • Las personas que viajan a África o Asia (a excepción de Japón y Corea del Sur), así como a las regiones boscosas o selváticas de Centro y Sudamérica, tienen riesgo de contraer enfermedades tropicales contagiadas por mosquitos, como paludismo o malaria (ocasiona escalofrío, malestar general, temperatura elevada, vómito, diarrea y coloración amarilla de la piel), dengue (genera cansancio, dolor de cabeza, músculos y articulaciones, temperatura corporal alta, inapetencia y, en casos graves, sangrado en encías, nariz, recto y piel, sed y pulso acelerado) y fiebre amarrilla (responsable de alteración del ritmo cardiaco, temperatura elevada, delirios, malestar general, convulsiones y vómito).
  • La Clínica del Viajero también ofrece información sobre el jet lag (cansancio y trastorno de sueño que aparece al viajar a países con distinto horario) y repercusiones en la salud causados por la altura sobre el nivel del mar en que se encuentran algunas zonas turísticas.

Por lo anterior, nuestra recomendación es que antes de visitar el destino elegido, acudas a una Clínica del Viajero para recibir orientación, siendo excelente opción la que se localiza en el INCMNSZ. Para comunicarte con sus especialistas y resolver dudas, puedes llamar a los teléfonos 5573-8803 y 5487-0900, extensión 4013, en la Ciudad de México.

SyM - Juan Fernando González G.

 

Comenta el tema desde Facebook... Si tienes alguna consulta médica, regístrate gratuitamente en Pregunta al Médico. Nuestros especialistas te responderán en forma privada sólo a través de dicha sección.

Comenta el tema desde Facebook... Si tienes alguna consulta médica, regístrate gratuitamente en Pregunta al Médico. Nuestros especialistas te responderán en forma privada sólo a través de dicha sección.

Hoy en Diarrea / Deshidratación

Evita los productos milagro


Ver más...

Sabías que...

Cuando no duermes lo suficiente, actúas como si hubieras bebido demasiado, pues las neuronas que controlan la memoria y percepción visual reducen su actividad.




Comscore