Cólicos, dolor en la región abdominal en el bebé - SyM
Salud y Medicinas, Sitio líder en salud y prevención de enfermedades, Cuidados de la salud

23 Noviembre 2017 | Iniciar Sesión



Hacer fuente pequeña
Hacer fuente normal
Hacer fuente grande
Imprimir

Cólicos, terror de los bebés

Jueves 02 de marzo del 2017, 10:03 am, última actualización

En la actualidad 1 de cada 4 bebés menores de seis meses sufre cólicos, trastorno que se caracteriza por intenso dolor abdominal y cuya aparición se asocia con ingesta de aire durante la alimentación, incapacidad para digerir el azúcar de la leche y estrés en el pequeño.

Cólicos en bebés, Dolor abdominal en el bebé

La causa de los cólicos en los bebés depende de su edad, por ejemplo, en los recién nacidos la más común es el paso de aire durante la succión al seno materno o biberón, mientras en pequeños de dos o más meses se da por el cambio de leche y/o agregar azúcar a los líquidos que se le ofrecen. Otras razones más incluyen alergias a proteínas y glucosa de la leche, así como consumo de alimentos no propios para su edad, como atoles, jugos y cereales, entre otros.

El dolor abdominal que presentan los afectados es fácilmente identificable a través de su llanto, el cual es ininterrumpido y desesperado, asimismo, su rostro se torna rojo y levantan con frecuencia las piernas. Normalmente, esta molestia suele mejorar al cargar al niño y darle masaje en el abdomen o propiciar el eructo mediante leves palmadas en la espalda.

A poner atención

Tanto el niño alimentado con pecho como el que recibe biberón pueden sufrir cólicos, lo cual está relacionado con la ingesta excesiva de aire al succionar pezón o chupón, respectivamente. Para evitar dicha molestia se recomienda hacer pausas en el transcurso de la alimentación, es decir, cada 3 ó 4 minutos colocar al bebé a la altura del hombro y darle suaves golpecitos en la espalda para que eructe.

Esta técnica debe efectuarse en el momento de cambio de pecho en la lactancia natural o a la mitad del biberón, y repetirla una vez más cuando el pequeño haya terminado de comer. Con ello, no sólo disminuirán los cólicos, sino también se organizarán mejor sus horarios de alimentación, ya que al tener menos aire en el estómago mayor será la cantidad de leche que tome y esto prolongará el tiempo de descanso entre toma y toma.

Ahora bien, los niños que reciben lactancia artificial pueden presentar cólicos extras, los cuales son ocasionados por realizar gran esfuerzo durante la succión cuando el orificio del chupón es muy pequeño lo que, en consecuencia, promueve la ingesta de mayor cantidad de aire. Para saber si el agujero tiene adecuado tamaño sólo basta inclinar el biberón para ver si caen gotas de leche con facilidad en pocos segundos.

Cabe destacar que además de lo anterior existen otros factores que pueden ocasionar cólicos en el bebé, a continuación se describen:

  • Estrés. Cuando actividades y bullicio en casa aumentan o hay problemas familiares, el pequeño manifiesta nerviosismo y ansiedad a través de cólicos.
  • Cambio de leche. Proporcionar otra fórmula láctea puede generar un desajuste, ya que el sistema digestivo del niño no está acostumbrado a procesarla.
  • Intolerancia a la lactosa. De manera natural el organismo produce una proteína que le ayuda a procesar el azúcar de la leche; sin embargo, hay infantes que no la generan y cuando consumen dicho lácteo manifiestan dolor abdominal, gases, llanto y evacuaciones líquidas; la manera de controlarla es ofreciendo al bebé fórmulas deslactosadas.

Es necesario tomar en cuenta que cuando los cólicos son generados por ingesta de aire o estrés pueden ponerse en práctica las siguientes recomendaciones, de lo contrario deberá consultarse al pediatra:

  • Darle suaves golpecitos en la espalda para que eructe y salga el aire del estómago, durante y después de la alimentación.
  • Proporcionarle masaje abdominal para favorecer la expulsión de gases 1 ó 2 veces al día.
  • Flexionar y estirar suavemente las piernas del niño ayuda a que expulse aire y se relaje.
  • Acostarlo boca abajo sobre una bolsa con agua caliente envuelta en una toalla disminuye las molestias abdominales.
  • Poner música suave tranquiliza al bebé.
  • Tomar paseos 2 ó 3 veces al día le ayuda a liberar tensiones.

Medicamentos

Hay gran variedad de medicamentos indicados para los cólicos en niños, pero su uso es muy discutido dentro de la comunidad médica debido a que algunos llegan a ocasionar efectos negativos, pues de momento proporcionan mejoría, pero en poco tiempo promueven el retorno de los síntomas con mayor intensidad.

Aunque la preocupación que causa el llanto del bebé sea muy grande, por ningún motivo se le deben administrar las medicinas antes mencionadas que usualmente suelen ser recomendadas por los dependientes de farmacia o algún familiar, ya que las dosis deben ser determinadas por el pediatra, quien toma en cuenta el peso del niño. Además, debe considerarse que la causa más frecuente de los cólicos son los errores en la alimentación, por lo que se recomienda revisar la cantidad, calidad y forma de ofrecer la leche.

Cuando el problema es ocasionado por intolerancia a la lactosa, alergias y cambio de leche, lo más recomendable es consultar al especialista en salud infantil para que indique la fórmula láctea ideal para el pequeño, tratamiento y medidas a seguir.

Por último, siempre ten en mente que el bienestar y salud de su bebé son sumamente importantes, así que no permita que los terribles cólicos despojen a tu pequeño de la tranquilidad que merece.

SyM - Gonzalo De Garay

 

Comenta el tema desde Facebook... Si tienes alguna consulta médica, regístrate gratuitamente en Pregunta al Médico. Nuestros especialistas te responderán en forma privada sólo a través de dicha sección.

Comenta el tema desde Facebook... Si tienes alguna consulta médica, regístrate gratuitamente en Pregunta al Médico. Nuestros especialistas te responderán en forma privada sólo a través de dicha sección.

Hoy en Dolor y Fiebre

Guía para bajar la fiebre en niños


Ver más...

La Organización de las Naciones Unidas (ONU) considera la violencia de género en México una "pandemia".




Comscore