Menstruación, fases del ciclo menstrual - SyM
Salud y Medicinas, Sitio líder en salud y prevención de enfermedades, Cuidados de la salud

12 Diciembre 2017 | Iniciar Sesión



Hacer fuente pequeña
Hacer fuente normal
Hacer fuente grande
Imprimir

Menstruación

Lunes 19 de junio del 2017, 04:12 pm, última actualización.

Es el desprendimiento natural del tejido que cubre el interior del útero (endometrio) acompañado de hemorragia; ocurre una vez al mes y tiene duración de 3 a 7 días. La menstruación es producto del ciclo hormonal o menstrual en el que se libera un óvulo maduro (ovulación) que puede ser fecundado (unirse a un espermatozoide para dar origen a una nueva vida), por lo que también es indicador de los años reproductivos de la mujer.

Fases y duración del ciclo menstrual
Menstruación

Inicio del ciclo menstrual

La aparición de la primera menstruación o menarquia ocurre entre los 11 y 15 años; los primeros ciclos suelen presentarse en forma irregular, con dolor y contracciones, pero se normalizan paulatinamente en dos años. Por su parte, la última menstruación o menopausia se presenta entre los 45 y 55 años, y marca el inicio del climaterio o etapa no reproductiva de la mujer, mismo que va de la mano del descenso de la función hormonal de los ovarios.

A partir de la pubertad, los ovarios o glándulas reproductoras de la mujer comienzan a liberar, aproximadamente cada 28 días, uno de los miles de óvulos maduros (gametos o células sexuales) de que dispone para que alguno de ellos sea fertilizado o fecundado y dé inicio al embarazo.

Si el gameto no es fecundado mientras viaja a través de una de las trompas de Falopio para llegar al útero o matriz (cavidad que aloja al feto hasta el momento del parto), el recubrimiento o endometrio se desprende y es desechado por la vagina, junto con el óvulo, dando lugar a la menstruación.

El endometrio consta de dos capas: basal y funcional (dividida a su vez en intermedia y superficial). La primera, que está en contacto con el miometrio o músculo uterino, no cambia su estructura a lo largo del ciclo menstrual; la segunda, en cambio, varía de acuerdo a la generación de hormonas que regulan el ciclo, que inicia el primer día del sangrado (llamado comúnmente regla) y finaliza el día anterior al siguiente desprendimiento de tejido.

Inmediatamente después de una menstruación el grosor del endometrio es de sólo 1 a 2 milímetros, repartidos en partes iguales entre sus dos componentes, pero a medida que pasa el tiempo y hasta el día 14 de iniciado el ciclo se presenta rápido crecimiento del tejido funcional, que puede ser 3 a 5 veces más ancho que el basal.

Cuando esto ocurre el ovario libera un óvulo en tanto el endometrio comienza la fase de secreción, durante la cual sus células aumentan de tamaño e inicia la producción de sustancias que se requerirán para alojar y nutrir al embrión (producto de la unión entre óvulo y espermatozoide). Si no se produce la fecundación continúa la etapa de disgregación en donde se desprende la capa funcional del endometrio y comienza la hemorragia menstrual que sale por la vagina.

¿Cómo debe ser la menstruación?

Los elementos que se toman en cuenta para evaluar la normalidad del ciclo menstrual son los siguientes:

  • Ritmo. Sólo 10% a 15% de las mujeres cumplen la duración promedio de 28 días, por lo que también se consideran normales los ciclos que se cumplen regularmente desde cada 21 a cada 35 días. Recordamos que para determinar este tiempo basta contar desde el primer día de la regla hasta el día anterior al siguiente periodo.
  • Duración. La hemorragia menstrual dura entre 3 y 7 días, siendo su duración promedio 5 días.
  • Cantidad. La pérdida de sangre varía entre 14 y 280 gramos (la media es 128); una forma de medir la cantidad consiste en contar las toallas sanitarias o tampones que se emplean al día, tomando en cuenta que, dependiendo del tipo, pueden retener hasta 29 gramos cada una (o).

Proceso hormonal

Todo el ciclo menstrual es resultado de complicado mecanismo en el que intervienen tres glándulas: hipotálamo, hipófisis y ovarios. La primera de ellas se encuentra en la base del cerebro, donde se localiza importante red de neuronas, y se encarga de producir la hormona liberadora de gonadotropina (GnRH).

Esta sustancia actúa sobre la hipófisis, que también se localiza en el cerebro y que comienza a generar la hormona foliculoestimulante (FSH), encargada de desencadenar la maduración de una de las células sexuales contenidas en el ovario, y días después la hormona luteinizante (LH), que indica el momento en que debe salir el óvulo hacia el útero. Otro químico elaborado por la hipófisis es la prolactina o luteotrófica, que favorece la generación de leche si hay embarazo.

Una vez que el ovario es estimulado por FSH y LH inicia paralelamente la generación de hormonas especializadas (estrógenos), tales como estradiol y progesterona, que inhiben la acción del hipotálamo (deja de generar la GnRH y, por tanto, impide la maduración de más óvulos) y ayudan a que el endometrio aumente su volumen y tenga las condiciones necesarias para recibir un embrión.

Si no hay fecundación, los niveles de estradiol y progesterona bajan a la vez que se inicia la producción de prostaglandinas, hormonas que generan movimiento en las paredes del útero y que ayudan a eliminar la capa superior del endometrio, que se desecha en forma de menstruación. Luego de esto, el hipotálamo vuelve a generar hormonas e inicia nuevamente el proceso.

Fases del ciclo menstrual

  • Fase folicular del ciclo menstrual. Tiene duración variable y va desde el primer día de hemorragia hasta el momento en que se elevan los niveles de hormona luteinizante. Recibe este nombre debido a que la maduración del óvulo depende del crecimiento de la capa de tejido que le rodea, llamado folículo, y es desencadenado por la FSH.
  • Fase ovulatoria u ovulación. La liberación del óvulo se produce entre 16 y 32 horas después del aumento de LH. Se sabe que durante esta etapa algunas mujeres sienten dolor en la parte inferior del abdomen, mismo que puede durar de unos minutos a varias horas; se desconoce la causa, pero se especula que se debe al rompimiento del folículo o tejido que rodea al gameto sexual femenino para dejarlo salir.
  • Fase luteínica. Dura aproximadamente 14 días y finaliza justo antes del sangrado menstrual, a menos que haya fecundación. Este periodo se caracteriza porque el folículo roto se cierra después de liberar al óvulo y forma un "cuerpo lúteo" o tejido encargado de secretar progesterona, la cual estimula al endometrio y suele generar aumento en la temperatura corporal.

Cabe mencionar que si el óvulo es fecundado, el cuerpo lúteo inicia la segregación de gonadotropina coriónica humana, hormona que evitará la generación de nuevos óvulos durante la gestación y cuya presencia es detectada por pruebas de embarazo.

Características e irregularidades de la menstruación

Las características y duración del ciclo menstrual varían de una mujer a otra, por lo que bien vale resaltar aspectos particulares que generan duda. También es importante mencionar algunas de las anormalidades de la menstruación y su posible origen.

  • Amenorrea. Es la ausencia completa de menstruación, sea porque nunca se ha presentado (primaria) o porque se suspende después de que ha ocurrido (secundaria). La falta de sangrado menstrual sólo es normal antes de la pubertad, durante el embarazo, la lactancia y en la menopausia.

La amenorrea se debe a problemas hormonales ocasionados por mala alimentación, ejercicio físico extenuante, estrés e incluso tumoraciones que afectan alguna de las glándulas que intervienen en el ciclo hormonal. También puede ser (sobre todo cuando es primaria) por deficiencias en la anatomía del útero o matriz. En todo caso requiere la evaluación del ginecólogo.

  • Menstruación irregular. Son pocas las mujeres con un periodo exacto de 28 días, por lo que se considera normal la oscilación entre los 21 y los 35. Todo ciclo que supera las seis semanas se considera irregular, a excepción de adolescentes con menos de dos años menstruando, ya que pasa algún tiempo antes de que se logre la regularidad.

En mujeres mayores los ciclos inusualmente largos se denominan oligomenorreas (bajo número de reglas al año); pueden deberse a algún trastorno de tipo hormonal como los que producen amenorrea u obedecer al propio ciclo natural. Para descartar la posibilidad de alguna enfermedad es necesario acudir al ginecólogo.

  • Sangrado abundante. Algunas mujeres sufren periodos o reglas abundantes, lo cual no significa que exista algún problema; a veces esta característica se genera cuando se deja de tomar la píldora anticonceptiva, cuando se emplea dispositivo intrauterino (DIU) como método de prevención del embarazo, luego de un parto o en mujeres próximas a la menopausia.

Empero, la regla abundante que aparece en forma repentina y sin razones obvias puede revelar la presencia de miomas o fibromas (tumores no cancerosos del útero) o quistes (sacos llenos de líquido que aparecen en los ovarios), además de que cuando se acompaña de cansancio excesivo puede revelar la presencia de anemia (deficiencia de glóbulos rojos en la sangre que provoca palidez en piel, dolor de cabeza, sensación de que falta el aire y pérdida de apetito). Ante ello, debe acudirse al ginecólogo.

  • Coágulos. En casos muy raros se pueden tener menstruaciones muy abundantes que se acompañen de coágulos siempre se requiere consultar al ginecólogo.
  • Dismenorrea (dolor menstrual, cólicos). Llega a ser frecuente en algunas mujeres debido a la producción de altas cantidades de prostaglandinas, hormonas generadas al final del ciclo para producir contracciones uterinas necesarias para eliminar las capas del endometrio que se desprenden. En otras ocasiones su causa es desconocida.
  • Síndrome premenstrual. Es el conjunto de síntomas que padecen algunas mujeres debido a los cambios hormonales que ocurren días antes del sangrado; puede ocasionar retención de líquidos, cambios de humor (depresión o malestar), cólicos y dolor de cabeza. Se ha encontrado que el adecuado manejo de estrés y uso de anticonceptivos y otros fármacos (inhibidores de las prostaglandinas) reducen su severidad.
  • Anticonceptivos. Tanto la famosa píldora como los anticonceptivos inyectables se elaboran con hormonas similares a progesterona y estrógeno, las cuales impiden que se produzca el proceso hormonal que estimula la liberación de óvulos. Toda mujer que decida tomar anticonceptivos orales deberá consultar previamente al médico para conocer los beneficios y riesgos que pueden ocasionarle.
  • Menarquia (primera menstruación). Se considera normal cuando ocurre entre los 10 y 15 años; si se presenta antes de los 9 años se denomina precoz y después de los 15, tardía. En cualquiera de estos dos últimos casos se recomienda visitar al ginecólogo para evaluar el origen del problema y para realizar algún estudio complementario.
  • Menopausia (última menstruación). Se inicia al final de la última menstruación, pero se confirma cuando no hay sangrado menstrual durante al menos 12 meses. La edad en que se presenta es distinta en cada mujer, pero se considera normal entre los 45 y 55 años. En general, los últimos sangrados presentan duración y cantidad de flujo variables, y cada vez menos ciclos se acompañan de la liberación de un óvulo.

Se considera menopausia prematura cuando ocurre antes de los 40 años; entre sus causas encontramos herencia, trastornos en glándulas, principalmente ovarios, y fumar. Asimismo, se puede presentar por cualquiera de las siguientes cirugías:

    • Histerectomía (extirpación del útero). Se recurre a esta operación cuando hay sangrado irregular y abundante a causa de miomas, cambios hormonales o cáncer, a fin de prevenir la pérdida sanguínea cuando no es posible controlar el problema. La ausencia del útero (y del endometrio) significa el término de la menstruación y la imposibilidad de embarazo, a pesar de que los ovarios continúan activos.
    • Salpingoclasia. Es una intervención quirúrgica mediante la cual se cortan y sellan las trompas de Falopio, lo que tiene como fin evitar el encuentro de óvulo y espermatozoide para evitar la fecundación. De acuerdo a estudios, las mujeres esterilizadas con este método han notificado aumento del flujo menstrual, dolor intenso durante la regla y cambios en la regularidad del ciclo.

SyM

 

Comenta el tema desde Facebook... Si tienes alguna consulta médica, regístrate gratuitamente en Pregunta al Médico. Nuestros especialistas te responderán en forma privada sólo a través de dicha sección.

Comenta el tema desde Facebook... Si tienes alguna consulta médica, regístrate gratuitamente en Pregunta al Médico. Nuestros especialistas te responderán en forma privada sólo a través de dicha sección.

Hoy en Embarazo

Cáncer de cuello uterino


Ver más...

Sabías que...

En México, el número de mujeres con discapacidad suma 3.8 millones, en tanto el de hombres llega a 3.3 millones, siendo las enfermedades su principal causa.




Comscore