Estreñimiento o constipación, dificultad para evacuar - SyM
Salud y Medicinas, Sitio líder en salud y prevención de enfermedades, Cuidados de la salud

26 Marzo 2017 | Iniciar Sesión



Hacer fuente pequeña
Hacer fuente normal
Hacer fuente grande
Imprimir

Estreñimiento, grave problema que suele ocultarse

Jueves 21 de julio del 2016, 11:48 am, última actualización

Reciente estudio concluye que el estreñimiento genera molestias similares a las ocasionadas por enfermedades del sistema circulatorio y diabetes. Lo más grave es que muchos pacientes no buscan tratamiento por ser tema tabú.

Estreñimiento, Dificultad para evacuar

Es un hecho que el funcionamiento intestinal puede alterarse debido a muchas circunstancias: dieta, hábitos alimenticios, ingesta de medicamentos, enfermedades crónico-degenerativas (progresivas y de larga duración) e, incluso, condiciones emocionales como estrés, ansiedad o depresión. Empero, éste no es tema al que se le suele prestar atención, sino que se le considera poco relevante y hasta se le ignora.

En este sentido, mucha gente cree que el estreñimiento es una enfermedad, cuando en realidad es síntoma, y dejan pasar de largo que la también llamada constipación es cada día más frecuente y que nadie puede considerarse a salvo de sufrirla en algún momento de su vida, independientemente de su género o edad.

“El estreñimiento puede acompañar a múltiples enfermedades y se manifiesta con disminución en la frecuencia de las deposiciones o presencia de heces muy secas o duras. También se puede hablar de este problema cuando el individuo queda insatisfecho al defecar, o en caso de que haya dificultad para expulsar el excremento, sin importar que la persona lo haga todos los días, incluso en varias ocasiones. Para cada paciente tiene significado particular, pero en general podemos hablar de un trastorno en el ritmo normal de evacuación”.

Así lo manifiesta el Dr. Albeiro Restrepo Naranjo, especialista en Endoscopia Gastrointestinal y Cirugía Laparoscópica (sistemas de diagnóstico y tratamiento que emplean diminutas cámaras) por el Hospital General Fernando Quiroz Gutiérrez del Instituto de Seguridad y Servicios Sociales de los Trabajadores del Estado (ISSSTE), quien detalla en su explicación: “Podemos considerar que una persona tiene buena salud intestinal si evacua entre 3 y 21 ocasiones durante una semana”.

Causas

Es normal que el estreñimiento aparezca en forma aguda (de corta duración) si tenemos un cambio de dieta repentino, lo cual suele suceder cuando vacacionamos en lugares donde la comida es muy condimentada o rica en grasas y azúcares.

Asimismo, es posible que la movilidad intestinal se vea afectada si se reduce nuestra actividad física (lo que es común cuando guardamos reposo por alguna enfermedad o accidente), sin olvidar que, durante el embarazo, la mujer es susceptible de padecerlo porque los cambios en su equilibrio hormonal alteran muchas funciones del organismo, entre otras, la que tiene que ver con la movilidad de los intestinos

Otra causa es la ingesta de fármacos; por ejemplo, aquellos que contienen hidróxido de aluminio, que es la sustancia activa de los populares antiácidos que se consumen indiscriminadamente, aunque también podemos mencionar las sales de bismuto o de hierro, así como algunos tranquilizantes y sedantes.

En casos menos comunes, el estreñimiento puede ser señal de obstrucción en el intestino grueso, falta de irrigación sanguínea, cáncer o lesión nerviosa o de la médula espinal.

Ahora bien, si hablamos de estreñimiento crónico (en el que hay menos de tres deposiciones semanales o el esfuerzo para defecar es excesivo en más de la cuarta parte de las ocasiones) se deben considerar causas como escasa actividad física y dieta pobre en fibra, pero también enfermedades como hipotiroidismo (actividad reducida de la glándula tiroides), alta concentración de calcio en la sangre (hipercalcemia) e, incluso, enfermedad de Parkinson (padecimiento neurológico que se asocia a rigidez muscular, dificultad para caminar y temblores).

Asimismo, durante los últimos años se ha concluido que ciertos factores psicológicos, como depresión, angustia, estrés y ansiedad, entre otros, son condicionantes que promueven el referido síntoma.

Revelador estudio

Recientemente, cierto corporativo farmacéutico realizó un estudio para investigar la calidad de vida de quienes conviven con el estreñimiento en forma habitual. El análisis, aplicado a 2,870 personas de siete países (Reino Unido, Alemania, Francia, Italia, Brasil, Corea del Sur y Estados Unidos), no deja lugar a dudas: el malestar intestinal es equiparable al provocado por diabetes (elevado nivel de azúcar en sangre) o problemas cardiovasculares (que afectan al corazón y sistema circulatorio).

Los resultados revelaron que las personas con estreñimiento son frecuentemente asediadas por dolor físico, lo cual les impide llevar a cabo sus actividades cotidianas y les produce malestar emocional e incomodidad con ellos mismos. Además, debido a su estado anímico se sienten más vulnerables a sufrir otros padecimientos y se les complica realizar actividades físicas que requieren algún tipo de esfuerzo.

El estudio determinó que muchas personas con problemas para defecar adecuadamente se culpan a sí mismas de su condición, y muchas veces creen que sus hábitos alimenticios, baja ingesta de agua y fibra, así como falta de ejercicio o ritmo acelerado vida generan su molesta condición. Cierto, los factores enlistados pueden colaborar a que sea así, pero en algunas ocasiones no son determinantes, según revela la investigación.

En apariencia, la dificultad para evacuar no debería pasar de ser mala experiencia, quizá algo que se queda en el cajón de las anécdotas, pero parece que influye más de lo que se piensa. De hecho, concluye el sondeo internacional, educación y costumbres sociales han convertido el trastorno en tabú y no permiten que se hable abiertamente de él. Esto, por supuesto, deriva en severo impacto psicológico que aumenta el dolor y provoca mayor afectación.

El Dr. Restrepo Naranjo, también médico cirujano egresado del Instituto Politécnico Nacional (IPN), avala en su totalidad el estudio en referencia: “El estreñimiento afecta al paciente como si lo que tuviera fuera enfermedad y no un síntoma que puede tratarse con éxito. Es un hecho que muchas personas experimentan cambio en su esfera mental y tienen procesos de depresión, mientras otras sufren dolores colaterales, es decir, originados por otra causa, y sin embargo responsabilizan de ello al estreñimiento”.

En efecto, asevera el experto, “el padecimiento afecta enormemente al paciente en su autoestima, por eso guarda silencio y no expresa su malestar, ya que cree que es culpable de lo que le pasa. Se siente tan mal que en algunas ocasiones se deprime mucho, con episodios severos que le hacen sentirse enfermo o propenso a otros padecimientos”.

Por último, dice el especialista, no hay que pasar por alto que “este síntoma puede acompañar a muchas enfermedades crónico-degenerativas, como diabetes, que con el paso de los años daña la microcirculación de todo el cuerpo. Así, la elevación del azúcar en sangre puede afectar la visión del paciente o sus pies, pero también la circulación que nutre los intestinos y permite su funcionamiento”.

SyM - Juan Fernando González G.

 

Comenta el tema o, si tienes alguna consulta médica, da clic aquí y los especialistas de la sección Pregunta al Médico responderán tus dudas.

Si tienes alguna consulta médica, da clic aquí y los especialistas de la sección Pregunta al Médico responderán tus dudas.

Directorio de medicinas, Medicamentos de libre venta
Hoy en Estreñimiento

Colonoscopia


Ver más...




Comscore