Seguridad de los medicamentos homeopáticos - SyM
Salud y Medicinas, Sitio líder en salud y prevención de enfermedades, Cuidados de la salud

17 Octubre 2017 | Iniciar Sesión



Hacer fuente pequeña
Hacer fuente normal
Hacer fuente grande
Imprimir

Medicamentos homeopáticos: seguridad en tus manos

Lunes 23 de enero del 2017, 03:04 pm, última actualización

Los medicamentos homeopáticos se elaboran con sustancias de origen mineral, vegetal y animal, y su efectividad se ha comprobado mediante investigación rigurosa y la aplicación de millones de tratamientos, incluso en mujeres embarazadas, niños y ancianos.

Medicamentos homeopáticos: seguridad en tus manos

La Homeopatía es una ciencia que tiene millones de simpatizantes en todo el mundo; sin embargo, no sería una exageración decir que muchos de ellos se han acercado a esta terapéutica por caminos pedregosos y llenos de obstáculos. Además, muchas personas desconocen las bases de esta rama de la Medicina, y tal vez por ello tienen ciertas dudas sobre su efectividad.

Por supuesto, la existencia de muchos charlatanes y la indiferencia de algunas autoridades han abonado el terreno para que se crea que los medicamentos homeopáticos pueden ser inseguros cuando, en realidad, resulta sumamente complicado que generen algún problema o reacciones secundarias.

Si alguien cree que la Homeopatía es cuestión improvisada, debemos decir que esta disciplina se practica desde hace aproximadamente dos siglos y fue traída a México a mediados del siglo XIX por médicos españoles, principalmente de la Provincia de Cataluña, quienes prepararon a las primeras generaciones de especialistas. Los pioneros aprendieron rápidamente, de tal suerte que para 1870 se inauguró la primera farmacia de la especialidad, situada en el Centro Histórico de la Ciudad de México.

Cabe señalar que la Homeopatía ganó la confianza entre los políticos de aquella época, y como prueba irrefutable encontramos el apoyo y garantías que Benito Juárez (1806-1872) le ofreció durante su mandato, así como el decreto oficial publicado por su sucesor, Porfirio Díaz (1830-1915), que avaló en 1895 la enseñanza y práctica de la Homeopatía. En los hechos, el documento presidencial permitió fundar la Escuela Nacional de Medicina Homeopática y el Hospital Nacional Homeopático.

Experiencia viva

“El pensamiento de muchas personas es de naturaleza alopática, por eso nos cuesta trabajo entender algo diferente”, comenta en exclusiva para saludymedicinas.com.mx la prestigiada Dra. Rebeca Chávez Venegas, quien deja en claro que la Homeopatía es la única Medicina que hace experimentación pura (comprobación del efecto de sus medicamentos) en el ser humano, pero con la ayuda del método científico, rigurosos protocolos de estudio y la participación de numerosos especialistas.

Chávez Venegas, egresada de Homeopatía de México, A.C., en la Ciudad de México, esgrime que un buen argumento a favor de la seguridad de las sustancias homeopáticas es que los propios médicos se someten a las pruebas.

“Así lo hacían Samuel Hahnemann, sus alumnos y sus familiares”, menciona la experta, y enfatiza que hay gran diferencia entre la escuela homeopática y la Medicina convencional, pues “en ésta se experimenta con animales y por ello no se sabe si la acción de los fármacos será la misma en seres humanos”.

Normalmente, explica la partidaria de la corriente homeopática ortodoxa o unicista (que utiliza un solo medicamento para atender al paciente), “los mismos médicos son quienes se convierten en ‘conejillos de indias’ y reportan cada uno de los síntomas —físicos y emocionales— a quien funge como responsable de las pruebas”. Estas investigaciones son sumamente útiles para confirmar los efectos que tiene determinada sustancia medicamentosa en el ser humano, pero también para indagar si funciona en otro tipo de afecciones.

“Cuando se prueba una sustancia homeopática y provoca algunos síntomas en un hombre sano, entonces sabemos que también servirá para tratar los mismos síntomas que produce en el hombre enfermo”, sentencia la entrevistada.

Verdad o mentira

Hay quienes dicen que los medicamentos homeopáticos son completamente inofensivos. Esto no es del todo cierto, ya que si una persona sana toma un medicamento que no le es indicado, experimentará ciertos síntomas y malestares propios de determinada enfermedad.

De esta forma, la también egresada de la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM) como médico cirujano, resalta que el manejo de los medicamentos homeopáticos debe ser cuidadoso y bajo prescripción de un especialista. Por ejemplo, indica, “la manzanilla, considerada por muchos una planta que sólo nos ofrece beneficios, puede alterar nuestro equilibrio. Esto se debe a que, si la consumimos exageradamente, existe la posibilidad de que nos ocasione los mismos síntomas que debe combatir, es decir, cólico, dolor e inflamación de estómago”.

Otra duda común se refiere a la seguridad en la preparación de los medicamentos homeopáticos. Al respecto, se debe señalar que existen laboratorios sumamente reconocidos que se dedican por completo a su elaboración, los cuales cumplen con las condiciones sanitarias que marca la Ley General de Salud.

Si bien es cierto que los médicos homeópatas son capaces de fabricar sus propios medicamentos, esta tarea es sumamente laboriosa, y es por ello que desde hace tiempo adquieren las diferentes diluciones de las casas productoras. Así lo señala la entrevistada, quien asegura que todos los procedimientos ligados a su profesión se encuentran regulados por completo por la Secretaría de Salud.

Con suma seguridad

Si bien es cierto que las sustancias homeopáticas no deben considerarse cien por ciento inofensivas, es una realidad que están muy lejos de ocasionar los efectos secundarios y de tener las contraindicaciones de los fármacos alópatas. La falta de información ha creado un velo de descrédito en contra de la Homeopatía, pero hay pruebas de sobra para confiar en este sistema médico terapéutico.

Al respecto, basta decir que infinidad de niños son tratados desde su nacimiento (o antes) con esta técnica curativa y que, al paso de los años, desconocen lo que es tomar un analgésico o un antiinflamatorio tradicional, simplemente porque no lo necesitan. También los ancianos reciben amplios beneficios, ya que reducen de manera importante el consumo de medicamentos y evitan los riesgos que conllevan algunos tratamientos cuando se siguen por tiempo prolongado.

Un caso más es el de las mujeres embarazadas, que desde la óptica de la Medicina tradicional se encuentran impedidas para ingerir medicamentos durante su periodo de gestación, pero que pueden atender sus dolencias con medicamentos homeopáticos.

“La Homeopatía no las restringe en modo alguno; es más, yo diría que el mejor momento para seguir una terapia homeopática es el embarazo, ya que así el bebé tendrá menos problemas de herencias negativas”, señala a modo de conclusión la Dra. Chávez Venegas.

Las opiniones expresadas en este artículo no reflejan necesariamente el punto de vista de la Asociación Nacional de la Industria Farmacéutica Homeopática, A.C. (Anifhom).

SyM - Juan Fernando González G.

 

Comenta el tema desde Facebook... Si tienes alguna consulta médica, regístrate gratuitamente en Pregunta al Médico. Nuestros especialistas te responderán en forma privada sólo a través de dicha sección.

Comenta el tema desde Facebook... Si tienes alguna consulta médica, regístrate gratuitamente en Pregunta al Médico. Nuestros especialistas te responderán en forma privada sólo a través de dicha sección.

Hoy en Homeopatía

Homeopatía: qué es, cómo actúa y cuáles son sus beneficios


Ver más...

Sabías que...

El cáncer de mama es la principal causa de muerte por cánceres en la mujer mexicana. Su detección oportuna posibilita una sobrevida de más de 5 años en la mayoría de pacientes.




Comscore