Sarcodes y nosodes, medicamentos homeopáticos - SyM
Salud y Medicinas, Sitio líder en salud y prevención de enfermedades, Cuidados de la salud

15 Diciembre 2017 | Iniciar Sesión



Hacer fuente pequeña
Hacer fuente normal
Hacer fuente grande
Imprimir

Sarcodes y nosodes, ¿qué son?

Jueves 02 de marzo del 2017, 12:47 pm, última actualización

Todos los medicamentos homeopáticos han sido estudiados a través de la experimentación, lo que garantiza su seguridad y eficacia. Lo anterior ha permitido la formulación de sarcodes y nosodes; los primeros se elaboran con tejidos sanos y los segundos con microbios dañinos.

Sarcodes y nosodes, ¿qué son?

En Homeopatía se utiliza gran número de sustancias pertenecientes al reino vegetal, mineral y animal, cuya seguridad y eficacia ha sido demostrada en las llamadas patogenesias, es decir, los estudios experimentales de los medicamentos en personas sanas, a partir de los cuales se observan los síntomas que ocasionan. Cada uno de ellos encuentra su naturaleza en las leyes de la dilución y dinamización.

“Entre los medicamentos homeopáticos están los preparados a base de tejidos y secreciones provenientes de organismos sanos, los cuales son denominados sarcodes. Otros se formulan a partir de elementos patológicos, término que significa que son capaces de causar enfermedad”, explica el Dr. Manuel Gómez García, especialista egresado de la Escuela Libre de Homeopatía de México, en el Distrito Federal.

Derivados de estructuras naturales

De acuerdo con el especialista, los sarcodes se obtienen de diversas estructuras sanas, como colesterol, bilirrubina (pigmento biliar de color amarillo anaranjado que resulta de la degradación de la hemoglobina), urea (resultado final del metabolismo de las proteínas), ácido úrico (compuesto de desecho del organismo) y órganos de porcinos, bovinos y, en algunos casos, de humanos sanos.

Principio de semejanza: base de la Homeopatía

“Este grupo de medicamentos también son conocidos como organoterápicos, y se caracterizan por curar el órgano enfermo por medio de su homólogo (el mismo órgano sano) diluido y dinamizado. Su mecanismo de acción consiste en equilibrar el funcionamiento alterado”, agrega el especialista.

De ahí que sea necesario que la especificación del medicamento organoterápico sea igual al órgano afectado, ya que de esta manera es posible equilibrar, estimular o inhibir el funcionamiento de la estructura en cuestión, siempre y cuando presente alguna alteración.

De origen patológico

Como hemos visto, a las formulaciones elaboradas a base de sustancias y elementos que generan enfermedades se les denomina nosodes, los cuales también se conocen con el nombre bioterápicos. Por tanto, dichos medicamentos pueden prepararse a partir del material obtenido de exudado, pus, microbios o fragmentos de tejido enfermo.

“Cabe destacar sobre los nosodes que no solamente algunos de ellos han pasado por la experimentación pura, previa atenuación, sino que reúnen los requisitos de los medicamentos homeopáticos: se usan en diluciones de acuerdo al principio de similitud”, refiere el Dr. Gómez García.

El experto resalta que debido a que en algunas formulaciones se usan componentes microbianos, es importante que sean preparados a partir de cultivos bacteriológicos puros, con lo cual se asegura que no estén contaminados con otros microorganismos.

Igualmente se pueden encontrar nosodes elaborados a base de tejidos con alteraciones degenerativas, por ejemplo, de hígado con cirrosis, tejido canceroso o estructuras afectadas por esclerosis múltiple, lo que ha permitido obtener importante línea terapéutica para controlar enfermedades degenerativas.

“Es importante tener presente que cuando se prescribe un nosode, éste tiene la capacidad de movilizar depósitos tóxicos acumulados para que sean eliminados; de ahí que siempre deban recomendarse junto con medicamentos drenantes”, acota el homeópata.

Productos procedentes del propio enfermo

Existen otros preparados que se producen con elementos extraídos del paciente, mismos que son preparados homeopáticamente y constituyen el grupo de autonosodes o isoterapia. Para ello se utilizan sangre, orina, secreciones, excreciones, supuraciones, escamas, lágrimas y tejidos.

“Es importante tener presente que estos medicamentos sólo pueden ser utilizados por el enfermo donante, a dosis no tóxicas ni susceptibles de provocar alergia y durante tiempo de conservación limitado. Este tipo de terapia ha demostrado efectividad y es ampliamente utilizada, casi siempre como complemento de tratamiento homeopático habitual”, afirma el Dr. Gómez García.

Seguridad y eficacia

Algunos de los nosodes y sarcodes constituyen grupos de remedios con patogenesia propia y, por tanto, su uso clínico puede seguir las normas de la prescripción homeopática.

“En nuestra especialidad buscamos el similia similibus curantur ('semejante que cura lo semejante'), es decir, que la fórmula administrada a nuestro paciente cubra el cuadro físico y mental del enfermo, y en este sentido los organoterápicos actúan específicamente en el órgano en cuestión. De ahí que tengamos dos grupos de medicamentos homeopáticos, los que poseen experimentación pura y se emplean buscando su similitud sintomática. Otro es el de nosodes y sarcodes, que no siempre cuentan con análisis previo y su uso se basa en similitud etiológica (causante de la enfermedad)”, detalla el especialista.

La Homeopatía nos ofrece amplia gama de tratamientos para todas las enfermedades y, como podemos ver, su elaboración y prescripción se basa en las necesidades de cada paciente, a quien siempre se le trata en su totalidad para que pueda recuperar el equilibrio de su energía vital.

Las opiniones expresadas en este artículo no reflejan necesariamente el punto de vista de la Asociación Nacional de la Industria Farmacéutica Homeopática, A.C. (Anifhom).

SyM

 

Comenta el tema desde Facebook... Si tienes alguna consulta médica, regístrate gratuitamente en Pregunta al Médico. Nuestros especialistas te responderán en forma privada sólo a través de dicha sección.

Comenta el tema desde Facebook... Si tienes alguna consulta médica, regístrate gratuitamente en Pregunta al Médico. Nuestros especialistas te responderán en forma privada sólo a través de dicha sección.

Hoy en Homeopatía

Homeopatía: qué es, cómo actúa y cuáles son sus beneficios


Ver más...

Sabías que...

En México, el número de mujeres con discapacidad suma 3.8 millones, en tanto el de hombres llega a 3.3 millones, siendo las enfermedades su principal causa.




Comscore