Dieta anticelulitis contra la piel de naranja - SyM
Salud y Medicinas, Sitio líder en salud y prevención de enfermedades, Cuidados de la salud

19 Octubre 2017 | Iniciar Sesión



Hacer fuente pequeña
Hacer fuente normal
Hacer fuente grande
Imprimir

Dieta anticelulitis: pequeños sacrificios, grandes resultados

Viernes 07 de abril del 2017, 11:33 am, última actualización

La celulitis es un padecimiento que no hace distinción entre las mujeres a las que afecta, pues hace presa a jóvenes o de mediana edad, delgadas o con exceso de peso, en otras palabras, ¡a prácticamente todas! Combatirla está en tus manos, o debo decir en las nuestras, y sólo requiere un poco de disciplina y voluntad.

Dieta anticelulitis, Piel de naranja

En primera instancia es importante recordar que la celulitis es un padecimiento que se caracteriza por formar grumos y depósitos grandes e irregulares de grasa en cadera, nalgas y muslos, debido a que las venas ubicadas en estas regiones pierden tonicidad y elasticidad, lo que ocasiona que la sangre no circule adecuadamente y que las células no sean nutridas como debe ser, teniendo como consecuencia que la grasa se vaya acumulando en forma anormal y que se formen toxinas que destruyen colágeno y elastina (componentes que ayudan a mantener la piel suave y firme), provocando flacidez.

La también llamada "piel de naranja" es un problema que empeora con los años, principalmente si se lleva vida sedentaria (poca actividad física) y dieta desequilibrada. Es así que si se enfrentan estos dos factores, la celulitis puede ser controlada.

Debido a que los alimentos que ingerimos juegan papel esencial en la generación de este padecimiento, pon especial atención en los siguientes aspectos y los resultados se verán en unas semanas:

  • Agua. El vital líquido juega un papel muy importante en la eliminación de toxinas de los tejidos en general, por lo que se recomienda beber por lo menos 2 litros al día; evite todo tipo de refrescos, ya que éstos contienen ácido fosfórico que provoca la descalcificación de tejidos, favoreciendo la aparición de celulitis.
  • Azúcares. Se absorben rápido y se transforman fácilmente en grasa, principalmente las procedentes de pasteles, dulces, chocolate y endulzantes; por ello es importante limitar su consumo.
  • Fibra. Beneficia la salud del sistema digestivo, disminuyendo considerablemente el estreñimiento, y mejora la circulación de sangre en las piernas. Incorpora a tu dieta cereales integrales, frutas y verduras crudas, de preferencia con todo y cáscara. Particularmente el nopal promueve la eliminación de grasa y mejora la salud del aparato digestivo.
  • Hierro. La falta de este mineral propicia la acumulación de grasa y dificulta su eliminación. Se consume a través de verduras (en especial brócoli), hortalizas, carne magra (sin grasa), pescado, mariscos y legumbres.
  • Grenetina. Este compuesto contiene aminoácidos que estimulan la formación de tejidos y devuelven tono y firmeza a la piel. Se recomienda consumir dos cucharaditas en su estado natural disueltas en un vaso con jugo de naranja o de toronja, en ayunas.
  • Leche. Alimento que contiene azúcares de absorción rápida que promueven la aparición de "piel de naranja"; se recomienda tomarla descremada, o sus derivados, ya que su aporte de calcio es importante para la salud.
  • Potasio. Este elemento colabora en el balance de líquidos en el organismo, además de que controla la fatiga muscular y devuelve firmeza a la piel; se consume a través del melón, naranja, plátano y jitomate.
  • Sal. Su ingestión en cantidades elevadas provoca excesiva retención de agua; se recomienda limitar el consumo de alimentos enlatados, embutidos, salsa de soya y consomé, o bien, comerlos con moderación.
  • Vitamina C. Debemos incorporarla a nuestra dieta, ya que nos ayuda a formar fibras de colágeno que favorecen la salud y firmeza de la piel; se obtiene de naranja, limón, toronja, jitomate y guayaba, principalmente.

Si tiendes a retener líquidos considera beber agua de jamaica hervida con perejil y cabellos de elote, pues ayuda a eliminar sustancias tóxicas de los tejidos; el mismo objetivo se cumple al tomar tés después de cada comida, como el verde o de salvia.

Menú

El siguiente régimen alimenticio tiene la finalidad de librar al organismo de ciertas impurezas que contribuyen a la aparición de celulitis; puedes empezar a ver resultados en tan sólo tres semanas.

Lunes

Desayuno:

  • 1 vaso con jugo de toronja o jitomate fresco.
  • 1 rebanada de pan integral.
  • 1 rebanada de queso panela.
  • 1 huevo cocido.
  • 1 taza de café.

Almuerzo:

  • 1 taza de yogurt bajo en grasas con frutas.

Comida:

  • 1 plato de sopa de verduras sin sal.
  • ½ calabacita rellena con 1 ½ cucharada de queso panela picado.
  • 1 plato de ensalada verde con apio.
  • 1 porción de gelatina baja en calorías sabor a fruta.
  • Lo anterior puede ser cambiado por 1 bistec de 100 g a la parrilla, 1 plato de ensalada de jitomate y pepino, aderezada con ½ cucharadita de aceite de oliva o con yogurt bajo en grasa y 1 rebanada de pan integral.

Merienda:

  • 1 taza de té verde o de salvia.
  • 2 galletas de salvado de trigo con mermelada baja en calorías.
  • 1 fruta (manzana, pera o naranja).

Cena:

  • 1 plato de sopa de verduras sin sal.
  • 1 pechuga de pollo sin piel al horno o a la parrilla.
  • 1 ensalada de zanahoria, apio y betabel crudos rallados.
  • 1 manzana.
  • 1 porción de gelatina baja en calorías sabor a fruta.
  • Se puede cambiar por 120 g de requesón bajo en grasa o de queso de soya (tofu), 1 plato de ensalada de espinaca y 1 rebanada de pan integral.

Martes

Desayuno:

  • 1 vaso con jugo de jitomate fresco.
  • 1 manzana asada con una cucharada de queso cottage, o bien, 1 huevo tibio y 1 rebanada de pan integral.

Almuerzo:

  • 1 jitomate o 1 zanahoria cruda.

Comida:

  • 200 g de filete de pescado a la parrilla.
  • 1 plato de verduras cocidas o ensalada de apio, pepino y lechuga.
  • 1 rebanada de pan integral. Puede cambiarse por 1 plato de sopa de verduras sin sal o una ensalada de apio, manzana y yogurt bajo en grasas, y 1 plato de ensalada de frutas.

Merienda:

  • 1 manzana al horno sin azúcar, o 1 taza de té verde.
  • 2 galletas de salvado de trigo con queso panela.
  • 1 vaso de yogurt bajo en grasas con frutas.

Cena:

  • 1 plato de sopa de verduras sin sal.
  • 1 pechuga de pollo, sin piel, acompañada de lechuga, cebolla y jitomate.
  • 2 mandarinas. Pueden reemplazarse por 1 plato de legumbres (pueden ser chícharos) aderezadas con 1 cucharada de aceite de oliva.
  • 1 rebanada de pan integral.
  • 1 rebanada de piña fresca.

Miércoles

Desayuno:

  • 1 plato de cereal de dieta con 1 vaso con leche descremada, endulzado con 1 cucharada de miel.
  • 2 rebanadas de pan integral con mermelada baja en calorías.

Almuerzo:

  • 1 vaso de yogurt bajo en grasas sabor a frutas.

Comida:

  • 1 plato de sopa de verduras sin sal.
  • 2 huevos cocidos mezclados con jitomate y especias.
  • 1 rebanada de pan integral.

Merienda:

  • 1 taza de té de salvia.
  • 1 galleta de arroz con queso panela o mermelada sin azúcar.
  • 1 zanahoria cruda, o cambiar por 1 manzana o 4 ciruelas cocidas sin azúcar.

Cena:

  • 1 plato de sopa de verduras sin sal.
  • 1 filetes de pescado de 200 g al horno con un poco de aceite, perejil y limón.
  • Ensalada de jitomate, lechuga y betabel crudo.
  • 1 rebanada de pan integral y 1 porción de gelatina, o 2 rebanadas de piña fresca.

Jueves

Desayuno:

  • 1 vaso con jugo de naranja y 1 taza de té de limón.
  • 2 rebanadas de pan integral con un poco de queso panela.

Almuerzo:

  • 1 plato de ensalada de frutas.

Comida:

  • 1 plato de sopa de verduras sin sal.
  • Ensalada de jícama, zanahoria y betabel crudos.
  • 1 naranja, o cambiar por 1 pechuga de pollo asada, sin piel, 1 papa grande cocida y aderezada con aceite de oliva y 1 rebanada de pan integral.

Merienda:

  • 1 taza de té verde o 1 vaso con leche descremada.
  • 2 galletas de arroz con queso panela.
  • 1 vaso de yogurt bajo en grasas sabor a frutas.

Cena:

  • 1 plato de sopa de verduras sin sal.
  • 1 gelatina baja en calorías sabor a fruta. Puede sustituirse por 1 bistec de res de 150 g con yerbas aromáticas, 1 plato de calabazas cocidas (aproximadamente 250 g) y 1 rebanada de pan integral.

Viernes

Desayuno:

  • 1 vaso de yogurt bajo en grasas sabor a frutas.
  • 2 tostadas de pan integral con queso panela.
  • 1 manzana.

Almuerzo:

  • 1 pera.

Comida:

  • 1 plato de sopa de verduras sin sal o 1 plato de ensalada de espinacas crudas con yogurt natural.
  • 50 g de pasta o arroz integral, acompañada por 1 jitomate, pimienta, sal y 1 pepino.
  • 1 manzana.

Merienda:

  • 1 taza de té verde o de 1 yogurt bajo en grasas con sabor a frutas.
  • 1 rebanada de piña fresca.
  • 2 rebanadas de pan integral con queso panela.

Cena:

  • 1 plato de sopa de verduras sin sal.
  • 1 bistec asado de 150 g.
  • 70 g de queso gruyère u holandés.
  • 1 vaso de yogurt bajo en grasas con sabor a frutas.
  • 1 rebanada de pan integral.

Sábado

Desayuno:

  • 1 taza de té verde o de salvia o 2 rebanadas de piña fresca.
  • 2 galletas de arroz con queso panela.

Almuerzo:

  • 1 manzana.

Comida:

  • 1 plato de sopa de verduras sin sal.
  • 2 huevos cocidos.
  • 1 plato de espárragos, calabacitas o brócoli al vapor.
  • 1 rebanada de pan integral.
  • 1 porción de gelatina baja en calorías sabor a fruta.

Merienda:

  • 2 frutas a su elección o 1 taza de té de salvia.
  • 2 rebanadas de pan integral con queso panela.
  • 1 vaso de yogurt bajo en grasas con sabor a frutas.

Cena:

  • 1 plato de sopa de verduras sin sal.
  • 1 pechuga de pollo asada, sin piel, con calabacitas hervidas, salsa de soya o limón.
  • 1 rebanada de pan integral.
  • 1 pera.

Domingo

Desayuno:

  • 1 taza de té verde.
  • 2 rebanadas de pan integral con queso panela.

Almuerzo:

  • 1 naranja.

Comida:

  • 1 plato de sopa de verduras sin sal.
  • 1 bistec de 150 g a la plancha.
  • Ensalada de berros, lechuga y apio, aderezada con aceite de oliva.

Merienda:

  • 1 taza de té verde.
  • 2 galletas de arroz con queso panela.
  • 1 vaso de yogurt bajo en grasas con sabor a frutas o 2 rebanadas de piña fresca.

Cena:

  • 1 plato de sopa de verduras sin sal.
  • 1 plato de arroz integral cocido acompañado de 1 jitomate crudo en rebanadas.
  • 1 porción de manzanas asadas; puede sustituirse por 50 g de pasta de dieta con calabacitas al vapor y salsa de soya, 1 plato de verduras al vapor y 1 rebanada de pan integral.

Ejercicio como complemento

Ciertas actividades físicas pueden activar la circulación sanguínea, como correr sin hacer esfuerzo excesivo, nadar o andar en bicicleta; con solo 30 minutos al día lograrás, además, tonificar tus músculos. Finalmente, te aconsejamos no utilizar ropa muy ajustada, ya que esto impide la buena circulación y favorece la retención de líquidos.

Recuerda, todo depende de tu constancia, pues los resultados pueden ser espectaculares.

SyM - Olga Silva

 

Comenta el tema desde Facebook... Si tienes alguna consulta médica, regístrate gratuitamente en Pregunta al Médico. Nuestros especialistas te responderán en forma privada sólo a través de dicha sección.

Comenta el tema desde Facebook... Si tienes alguna consulta médica, regístrate gratuitamente en Pregunta al Médico. Nuestros especialistas te responderán en forma privada sólo a través de dicha sección.

Hoy en Nutrición

Alimentos crudos, para mejorar la digestión


Ver más...

Sabías que...

El cáncer de mama es la principal causa de muerte por cánceres en la mujer mexicana. Su detección oportuna posibilita una sobrevida de más de 5 años en la mayoría de pacientes.




Comscore