Hepatitis B crónica, en la cancha con Eric Abidal - SyM
Salud y Medicinas, Sitio líder en salud y prevención de enfermedades, Cuidados de la salud

21 Octubre 2017 | Iniciar Sesión



Hacer fuente pequeña
Hacer fuente normal
Hacer fuente grande
Imprimir

Hepatitis B crónica, en la cancha con Abidal

Jueves 23 de marzo del 2017, 10:29 am, última actualización

Cualquier persona puede estar expuesta a las secuelas de la hepatitis B, como lo muestra el caso del defensa central del Barcelona, Eric Abidal, quien a un año de haber sido operado de un tumor en el hígado, ha tenido que enfrentar nuevas complicaciones de la hepatitis. Conoce su historia y lo que encierra esta peligrosa enfermedad.

Hepatitis B crónica, en la cancha con Abidal

Factores de riesgo para la hepatitis B

Este padecimiento es producto de la inflamación e irritación del hígado ocasionadas por el virus de la hepatitis B (VHB), y aunque Eric Abidal parecía no tener síntomas, era portador de dicho virus, el cual se aloja y multiplica en las células hepáticas y, a la larga, puede favorecer el desarrollo de cáncer.

La infección de hepatitis B es capaz de propagarse a través de transfusiones sanguíneas, relaciones sexuales, semen, al compartir agujas para inyectarse o tatuarse, usar equipos dentales no desinfectados e, incluso, puede transmitirse de madre a hijo por medio de la placenta, como se presume ocurrió con Abidal.

En este sentido, cabe destacar que los factores de riesgo de hepatitis incluyen:

  • Recibir hemodiálisis.
  • Portar el virus de inmunodeficiencia humana (VIH).
  • Tener múltiples compañeros sexuales sin usar protección.
  • Usar drogas intravenosas.
  • Recibir transfusiones con sangre infectada.

Abidal, una víctima más de la hepatitis B crónica

Comúnmente el sistema inmunológico es capaz de combatir el virus (los síntomas desaparecen después de dos o tres semanas y el hígado vuelve a la normalidad entre cuatro a seis meses más tarde), sin embargo hay quienes no pueden librarse completamente de la infección, desarrollando hepatitis B crónica, en cuyo caso tienen pocos síntomas o ninguno, e incluso lucen sanos pese a presentar daño gradual en el hígado, por ello suelen ignorar su afección y contagiar a alguien más.

Quienes padecen hepatitis B crónica necesitan atención médica. Diversos exámenes en sangre (anticuerpo contra el antígeno de superficie de la hepatitis B, Anti-AgHBs; anticuerpo contra el antígeno central del virus de la hepatitis B, Anti-AgHBc; antígeno de superficie de la hepatitis B, AgHBs; antígeno de superficie de la hepatitis E, AgHBe) permiten diagnosticar y monitorear a las personas portadoras del virus, como es el caso de Eric Abidal.

Estudios adicionales como nivel de albúmina, pruebas de la función hepática y tiempo de protrombina, ayudan a identificar y vigilar el daño al hígado causado por hepatitis B.

En este sentido, cabe mencionar que el año pasado los médicos extirparon al jugador francés un tumor hepático y, algunos meses después, logró jugar la final de la Liga de Campeones en la que el Barça venció a Manchester United, pero a mediados de marzo pasado pruebas sanguíneas revelaron el difícil estado de salud del defensa “azulgrana”.

Contra la hepatitis B crónica la última opción: trasplante de hígado

Tras haberse sometido recientemente a una primera cirugía, un portavoz del club Barcelona ha confirmado la operación de trasplante de hígado a Abidal, aunque sin dar mayores detalles del padecimiento del futbolista. Sin embargo, fuentes no oficiales han sugerido que el donador fue su primo Gerard.

Regularmente, la hepatitis aguda requiere monitoreo cuidadoso de la función hepática con exámenes de sangre, así como reposo, tomar mucho líquido y comer alimentos saludables, mientras que la crónica se puede tratar con medicamentos para disminuir o eliminar el VHB de la sangre.

Si esta afección no se trata adecuadamente puede haber complicaciones como cirrosis, hepatitis fulminante o insuficiencia hepática, además, se sabe que la infección eleva el riesgo de padecer cáncer de hígado. Cuando la infección ha derivado en insuficiencia hepática, el trasplante de hígado es el tratamiento indicado.

A enfrentar la hepatitis B crónica, el balón está en juego

La forma en que Abidal responderá a la operación, así como su rehabilitación durante el periodo de baja del club son desconocidas, pero afortunadamente cuenta con el apoyo de sus compañeros de equipo.

Casos como el del defensa “azulgrana” recuerdan que para evitar la hepatitis B es ampliamente recomendable que los niños reciban la vacuna contra virus del hepatitis B, así como sus refuerzos.

Asimismo, hay que permanecer atentos a síntomas como falta de apetito (inapetencia), fatiga, fiebre, dolores musculares y articulares, náuseas, vómito, piel amarilla (ictericia) y orina turbia, los cuales indican que es momento de consultar al médico.

SyM - Lizbeth Castillo Yáñez

 

Comenta el tema desde Facebook... Si tienes alguna consulta médica, regístrate gratuitamente en Pregunta al Médico. Nuestros especialistas te responderán en forma privada sólo a través de dicha sección.

Comenta el tema desde Facebook... Si tienes alguna consulta médica, regístrate gratuitamente en Pregunta al Médico. Nuestros especialistas te responderán en forma privada sólo a través de dicha sección.

Hoy en Salud Femenina

Perfil hormonal femenino infantil


Ver más...

Sabías que...

El cáncer de mama es la principal causa de muerte por cánceres en la mujer mexicana. Su detección oportuna posibilita una sobrevida de más de 5 años en la mayoría de pacientes.




Comscore