Punto y coma: tu historia todavía no se acaba - SyM
Salud y Medicinas, Sitio líder en salud y prevención de enfermedades, Cuidados de la salud

18 Octubre 2017 | Iniciar Sesión



Hacer fuente pequeña
Hacer fuente normal
Hacer fuente grande
Imprimir

Punto y coma… testimonio de sufrimiento

Miércoles 05 de abril del 2017, 01:29 pm, última actualización.

¿Has visto el tatuaje de punto y coma?, ¿por qué muchas personas se los están realizando? Este signo es un testimonio de sufrimiento que busca a dar esperanza a quienes han sufrido depresión, adicciones u otras enfermedades mentales. Conoce más sobre este signo y qué tiene qué ver con la salud mental.

Qué significa el tatuaje de punto y coma, Enfermedades mentales, Proyecto punto y coma
Punto y coma… testimonio de sufrimiento

¿Qué significa el tatuaje de punto y coma?

El tatuaje de punto y coma es parte de un movimiento global que busca cambiar la forma en que se habla sobre la salud mental. Esta idea inició en Estados Unidos con la organización sin fines de lucro Proyect Semicolon (Proyecto Punto y Coma), que ofrece ayuda a quienes luchan contra la depresión, suicidio, adicciones y autolesiones.

"Un punto y coma se utiliza cuando un autor podría haber optado por terminar su frase, pero optó por no hacerlo. La oración es tu vida y el autor eres tú", explica el sitio de Internet del proyecto sobre la razón por la que escogieron este signo ortográfico como testimonio de sufrimiento.

La idea detrás de este signo es simple: dibujar o tatuar un punto y coma en el cuerpo para aumentar la conciencia sobre la salud mental y para recordar que es posible seguir adelante cuando se tiene alguno de estos padecimientos. La organización espera que este símbolo abra la oportunidad para difundir información veraz sobre enfermedades mentales que no siempre son detectadas.

Bajo el lema de "tu historia todavía no se acaba", la fundadora del movimiento, Amy Bleuel, comenzó esta iniciativa luego de que su padre se suicidó en 2003 tras sufrir depresión y de que ella padeció una enfermedad mental que la llevó a múltiples intentos de suicidio y autolesiones. Cabe destacar que Proyect Semicolon no es una organización de recuperación profesional.

Mitos sobre las enfermedades mentales

El tatuaje de punto y coma señala que estas enfermedades son fenómenos complejos de los que existen muchos malentendidos a causa de la falta de información. Es importante conocer la realidad de estos padecimientos para que las personas que los padecen puedan buscar ayuda. Algunos mitos sobre las enfermedades mentales cuyas verdades deben destronarlos son:

  • Los trastornos mentales no pueden afectarme. En realidad, los problemas de salud mental son comunes. Aproximadamente 1 de cada 5 personas adultas experimenta un problema de salud mental y 1 de cada 10 jóvenes tiene síntomas de depresión. Mientras que 1 de cada 20 personas padece una enfermedad mental grave, como esquizofrenia, trastorno bipolar o una depresión importante.
  • Los niños no tienen problemas de salud mental. Incluso los pequeños pueden padecer estos problemas a causa de la interacción de factores biológicos, psicológicos y sociales; 50% de los casos se presentan antes de los 14 años y la asistencia temprana puede ayudar a estos niños antes de que las enfermedades interfieran con su desarrollo.
  • Las personas con problemas de salud mental son violentas e impredecibles. Realmente, la mayoría de quienes padecen estas enfermedades no tienen más probabilidades de ser violentas que otras personas. De hecho, las personas con trastornos mentales graves son 10 veces más propensas a ser víctimas de actos violentos en comparación con la población general.
  • Si padeces un trastorno mental no puedes trabajar. Es falso, las personas con problemas de salud mental son tan productivas como otras. Cuando reciben un tratamiento efectivo son capaces de estar motivados y realizar correctamente su trabajo.
  • Las enfermedades mentales se deben a fallas de carácter. En realidad, los factores que tienen una relación con los problemas de salud mental son los biológicos (como genes, enfermedades físicas, lesiones o la química del cerebro), experiencias de vida (como traumas o antecedentes de abuso) y antecedentes de problemas mentales en la familia.
  • No es posible recuperarse de los problemas mentales. La verdad es que quienes padecen estos problemas mejoran e, incluso, pueden recuperarse por completo y renovar sus vidas. Existen tratamientos, servicios y sistemas de apoyo eficaces que ayudan a cumplir estas metas.
  • La terapia es una pérdida de tiempo. Lo cierto es que el tratamiento para los problemas de salud mental varía y puede incluir medicamentos, terapia o ambos. Además, muchas personas también utilizan otros sistemas de apoyo durante su recuperación.
  • No puedo ayudar a una persona con enfermedades mentales. Al contrario, los familiares y amigos pueden influir positivamente para que una persona con problemas mentales reciba el tratamiento necesario, para tratarlos del mismo modo que se trata a los demás y para compartir con ellos su tiempo e información.
  • No se puede prevenir una enfermedad mental. Lo cierto es que puedes estar al tanto de factores de riesgo como traumas que pueden afectar a niños, adolescentes y adultos jóvenes. Asimismo, puedes promover su bienestar mental.

Las enfermedades mentales son trastornos del tipo emocional, cognitivo o del comportamiento, que afectan procesos psicológicos como los sentimientos, percepción, conducta o habilidad para relacionarse, entre otros, al grado de afectar el funcionamiento diario. A pesar de lo complicado que pueda parecer, quienes las padecen pueden mejorar y muchos se recuperan por completo.

¿Cuándo buscar ayuda?

Los signos de las enfermedades mentales varían de un trastorno a otro. Sin embargo, existen varios síntomas que requieren la consulta de un profesional si persisten, provocan un sufrimiento importante o interfieren con las tareas cotidianas. Mantente al tanto de los siguientes signos en jóvenes y adultos:

  • Pensamientos confusos.
  • Depresión prolongada.
  • Sentimientos de intensidad muy alta o muy baja.
  • Miedos excesivos, preocupaciones y ansiedades.
  • Distanciamiento de las personas.
  • Cambios drásticos en los hábitos de comer o dormir.
  • Fuertes ataques de ira.
  • Comportamientos autodestructivos o hacerse daño uno mismo.
  • Delirios o alucinaciones.
  • Incapacidad para encarar problemas o actividades diarias.
  • Pensamientos o comportamientos suicidas.
  • Negación de problemas obvios.
  • Dolencias físicas inexplicables.
  • Adicciones a sustancias.
  • Miedo intenso a aumentar de peso.

No te realices sólo por moda el tatuaje de punto y coma, acude con un profesional de la salud mental si te identificas con alguno de estos síntomas. Si requieres saber cómo superar la depresión y cómo lidiar con pensamientos suicidas, acude con un experto. La terapia puede ser dolorosa e incómoda en ocasiones, pero esto suele significar que se está progresando en aliviar gradualmente la angustia, desarrollar la autoconfianza y tener una mayor capacidad para tomar decisiones. Recuerda: tu vida aún continúa.

SyM - Alma Iglesias

 

Comenta el tema desde Facebook... Si tienes alguna consulta médica, regístrate gratuitamente en Pregunta al Médico. Nuestros especialistas te responderán en forma privada sólo a través de dicha sección.

Comenta el tema desde Facebook... Si tienes alguna consulta médica, regístrate gratuitamente en Pregunta al Médico. Nuestros especialistas te responderán en forma privada sólo a través de dicha sección.

Hoy en Salud Femenina

Perfil hormonal femenino infantil


Ver más...

Sabías que...

El cáncer de mama es la principal causa de muerte por cánceres en la mujer mexicana. Su detección oportuna posibilita una sobrevida de más de 5 años en la mayoría de pacientes.




Comscore