Hacer fuente pequeña
Hacer fuente normal
Hacer fuente grande
Imprimir

Ablación endometrial, para no perder la matriz

Viernes 14 de junio del 2013, 09:48 am, última actualización.
Ablación Endometrial, Matriz

Karina Galarzo Vásquez

Mediante procedimiento de mínima invasión es posible solucionar hemorragias ginecológicas anormales en sólo 10 minutos, lo que resuelve el problema de origen sin necesidad de extirpar útero o matriz, como sucedía antes.

Gran cantidad de mujeres que padecen diversas alteraciones, como menstruación profusa (excesiva) y sangrados uterinos causados por trastornos hormonales, miomas (tumores de la matriz no cancerosos) o pólipos benignos (pequeñas masas que crecen en la cavidad uterina), por lo general, son tratadas mediante histerectomía (extirpación del útero).

Sin embargo, en las últimas décadas han surgido tendencias diagnósticas y terapéuticas que ofrecen a las pacientes iguales o mejores resultados que los abordajes médicos tradicionales, a lo que se suma menor tiempo de recuperación.

Tal es el caso de la ablación endometrial, “método que permite desaparecer las hemorragias en quienes ya han cumplido su ciclo reproductivo sin sufrir consecuencias de tipo hormonal”, explica el Dr. Héctor Godoy Morales, ginecólogo y biólogo de la reproducción del Hospital Ángeles del Pedregal, en la Ciudad de México.

Sin menstruación

El procedimiento de “quitar el útero”, independientemente de su justificación clínica, genera cierto impacto en la sensación de integridad física de muchas mujeres. Si bien dicha intervención quirúrgica ha mostrado su eficacia en el tratamiento de muchos trastornos que afectan a la mujer, es de alto costo, implica incapacidad prolongada y, por ende, tardío regreso a las actividades cotidianas.

Por estas razones, desde hace más de 50 años los especialistas en Ginecología han estudiado la forma de prescindir del endometrio (recubrimiento interior del útero que durante la menstruación se desprende y da lugar a hemorragia) como alternativa para controlar a pacientes con sangrados anormales.

Después de varios intentos, la ablación endometrial hoy es posible y gana muchos adeptos a nivel mundial. “El método consiste en tratar la cubierta interna del útero con altas o bajas temperaturas, microondas, ondas de radio, químicos o rayo láser para adelgazarla, cicatrizarla e incapacitarla, a fin de impedir la formación de nuevo crecimiento de tejido en las paredes del útero”, explica el Dr. Godoy Morales.

Agrega que, en cualquier modalidad, el objetivo es destruir la lámina basal del endometrio, es decir, aquella que ayuda a regenerarlo después de cada menstruación. “Generalmente utilizamos catéter provisto de un ‘balón’ inflable en la punta (por ser la técnica que funciona mejor), que se introduce a través de vagina y cuello del útero; una vez ahí, se llena con suero especial, el cual se calienta siguiendo cierto programa de cómputo”, añade el experto.

El balón se mantiene en contacto con la pared uterina durante ocho minutos, tiempo suficiente para que el calor destruya el endometrio. “El procedimiento se efectúa en quirófano, se utiliza sedación ligera y finaliza en aproximadamente 10 minutos. Lo mejor de todo es que la paciente es dada de alta luego de dos horas de reposo”, destaca el ginecólogo.

Cabe destacar que 80% de las mujeres sometidas a la técnica descrita quedan sin menstruación, aunque después de un año algunas pueden volver a presentar manchado o sangrado escaso, en tanto que al 20% restante no les desaparece la regla en forma definitiva.

Aprobado y seguro

Como hemos visto, hace tiempo sólo se tenía como opción terapéutica a la histerectomía en los casos de hemorragia excesiva; sin embargo, no todas las mujeres se sentían bien con este tratamiento. “Además, existen quienes tampoco desean recibir hormonas para controlar el problema en sus inicios, por lo que se convierten en candidatas a la ablación endometrial”, apunta el Dr. Godoy Morales.

Es importante aclarar que se trata de alternativa para aquella mujer que ya ha tenido los hijos que deseaba y presenta sangrados por más de siete días, regla dos veces al mes o tiene problemas con su periodo. Por tanto, si la paciente desea embarazarse después, tendrá que buscar otro tipo de tratamiento, siempre con asesoría médica, porque en toda gestación es necesaria la cubierta uterina normal.

Respecto a la seguridad de la ablación endometrial, el especialista refiere que la Administración de Medicamentos y Alimentos de Estados Unidos (FDA, por sus siglas en inglés) otorgó la licencia de aplicación a este tratamiento que podría disminuir el número de histerectomías. Hay que considerar que en México se extirpan alrededor de 350 mil úteros al año, mientras que en el vecino país del norte sólo 200 mil.

“También es importante tomar en cuenta que la ablación no es tan costosa como una histerectomía, pues su precio equivale al 30 ó 35% del valor de la cirugía. Además, la destrucción del tejido endométrico no causa problemas a la paciente, pues la invasión realizada es mínima”, señala el facultativo.

La base científica que motivó la aprobación de este sistema es un estudio con 125 pacientes en el que se comparó esta técnica con la cirugía tradicional. Ambos tratamientos tuvieron la misma eficacia, al conseguir que 80% de las pacientes dejara de tener hemorragias durante un año.

Por otra parte, la técnica no garantiza que la mujer quedará estéril, así que se puede aprovechar el mismo procedimiento para efectuar ligadura de trompas (salpingoclasia), sugiere el especialista. “La función hormonal continúa igual, también el deseo sexual y la lubricación vaginal”, precisa.

Como podemos ver, existen nuevas opciones para las mujeres que sufren de flujo menstrual excesivo, el cual, sin duda, interfiere con sus actividades diarias, además de ocasionar anemia (cantidad de glóbulos rojos inferior al normal, lo que genera deficiente suministro de oxígeno).

Para muchas, el sangrado mejorará solo o con tratamiento a base de hormonas o, en caso de que se encuentren cerca de la menopausia, quizá prefieran esperar antes de someterse al método que nos ocupa. No obstante, cuando ninguna terapia funciona, la paciente tiene contraindicados los medicamentos hormonales o sencillamente no desea administrárselos, lo mejor será optar por la ablación. Desde luego, ante cualquier molestia o inquietud, debe consultar a su ginecólogo.

 

SyM

 

Comenta el tema o, si tienes alguna consulta médica, da clic aquí y los especialistas de la sección Pregunta al Médico responderán tus dudas.


comments powered by Disqus
Loading

Directorio de medicinas, Medicamentos de libre venta
Hoy en Salud Femenina

Errores por los que fallan las dietas


Ver más...

22.6 millones de lactantes en todo el mundo aún no reciben las vacunas básicas.

Logo Comscore