Ablación: tratamiento de tumores benignos sin bisturí - SyM
Salud y Medicinas, Sitio líder en salud y prevención de enfermedades, Cuidados de la salud

21 Octubre 2017 | Iniciar Sesión



Hacer fuente pequeña
Hacer fuente normal
Hacer fuente grande
Imprimir

Ablación: tratamiento de tumores benignos sin bisturí

Jueves 23 de marzo del 2017, 12:24 pm, última actualización.

Mediante ondas de sonido es posible reducir el tamaño de tumoraciones benignas, así como los síntomas que ocasionan. Esta tecnología ya se utiliza para tratar miomas uterinos, pero su potencial en otras áreas es prometedor.

Ablación: tratamiento de tumores benignos sin bisturí
Ablación: tratamiento de tumores benignos sin bisturí

Entre 20 y 40% de las mujeres de 35 años o más padecen miomas uterinos, es decir, tumoraciones no cancerosas que se forman en el interior del útero o matriz y cuyos síntomas alteran la calidad de vida, pues para nadie es fácil vivir con frecuentes e intensos dolores abdominales, cólicos y abundantes sangrados menstruales que pueden, incluso, desencadenar anemia (deficiente suministro de oxígeno).

Hasta hace poco, la única opción en el tratamiento de los miomas contemplaba diversos métodos quirúrgicos invasivos. Como ejemplo tenemos la histerectomía (extirpación del útero), miomectomía (extracción de la tumoración por medio de cirugía abierta, vaginal o laparoscópica) y embolización selectiva de la arteria uterina (bloqueo del vaso sanguíneo que irriga al tejido anormal).

“Dichos procedimientos implicaban entrada a quirófano, aplicación de anestesia general, días de hospitalización y lenta recuperación. Sin embargo, en la actualidad existe un nuevo método para tratar este problema sin bisturí y con rápida recuperación, que va de las 24 a 36 horas”, comenta la Dra. Cecilia Romero Trejo, Radióloga adscrita a la Unidad de Resonancia Magnética del Hospital Médica Sur, en la Ciudad de México.

¿Qué hace?

El procedimiento se efectúa con aparato de alta tecnología conocido como Focus Exablate, con el cual se aplican ondas de alta energía ultrasónica que logra la ablación (destrucción) del tejido anormal en combinación con imágenes guiadas por resonancia magnética (método de imagen de alta resolución).

De acuerdo con el Dr. Jorge Vázquez Lamadrid —directormMédico de la Unidad de Resonancia Magnética de Médica Sur—, la ablación es sinónimo de necrosis o muerte celular por medio de calor generado por el ultrasonido.

¿Cómo se ve el mioma? El especialista responde que a la paciente se le realiza un estudio de resonancia magnética, el cual permite observar al tumor con precisión submilimétrica, así como su relación con las demás estructuras de la pelvis.

“Una vez que tenemos localizado al mioma, a la paciente se le coloca boca abajo y, por medio del ultrasonido (con un punto focal específico), llega un haz de energía calórica al mioma. La temperatura se eleva hasta 90º C y destruye las células anormales”, explica la Dra. Romero Trejo.

¿Cómo funciona?

El equipo de ultrasonido acoplado al sistema de resonancia magnética, genera combinación de ondas sónicas que producen calor en el sitio focalmente elegido. “El resultado final es disminución considerable en el tamaño y consistencia del mioma, así como pérdida de su actividad biológica. Y lo principal es que los síntomas ocasionados por el mismo desaparecen en porcentaje mayor a 95%”, señala el Dr. Vázquez Lamadrid.

Para entender de mejor cómo se logra el calentamiento del tumor es necesario considerar que el ultrasonido produce ondas de energía que pasan a través de la piel, músculo, grasa y otros tejidos blandos. Cuando se utiliza con fines diagnósticos dichas ondas son de muy baja intensidad, por lo que no ocasionan efecto alguno en células ni tejidos.

Ahora bien, en el caso del equipo para ablación las ondas son de alta intensidad, enfocadas a un blanco específico y de tamaño pequeño. Se obtiene efecto terapéutico debido a la elevación de la temperatura sobre el tejido anormal, logrando destruirlo. “Este procedimiento es similar a los rayos solares cuando pasan a través de una lupa y ocasionan aumento en la temperatura del punto focal expuesto, por ejemplo, hojas secas que se queman”, ejemplifica el Dr. Vázquez Lamadrid.

Cabe destacar que la difusión de las ondas ultrasónicas se producen por medio de un transductor (aparato que convierte la energía eléctrica en ultrasónica) en un volumen focal pequeño. Este dispositivo de forma cónica produce ondas de sonido que penetran a través de los tejidos.

“Las ondas se envían en intervalos de 20 segundos y no hay peligro de que se dirijan a otro sitio porque, si la paciente se mueve, el equipo se desconecta automáticamente”, indica el experto.

“La preparación de la paciente que será sometida al procedimiento es muy sencilla, sólo debe estar en ayuno y, durante el procedimiento, permanece boca abajo durante 5 horas, parcialmente sedada”, agrega la Dra. Romero Trejo.

En fase experimental

Las aplicaciones de esta tecnología son muy promisorias; de hecho existen diversas líneas de investigación sobre el tratamiento de tumores de otra naturaleza, entre ellas:

  • Metástasis óseas. Ocurren cuando el cáncer en determinada área del cuerpo se disemina a los huesos. Se sabe que esta condición no tiene buen pronóstico; sin embargo, se puede mejorar la calidad de vida del paciente mediante el control del dolor. Siguiendo el mismo esquema del mioma, se focaliza el sonido en las terminaciones nerviosas del hueso, las cuales se destruyen mediante acción térmica para bloquear la sensibilidad.
  • Hígado. Debido a que es un órgano móvil (al respirar se mueve) todavía existe cierta dificultad para tratar tumores anidados ahí; sin embargo, los estudios continúan.
  • Cerebro. En este caso el tratamiento es muy promisor porque no hay movimiento.
  • Mama. Las tumoraciones en esta zona son fáciles de fijar, por lo que a muy corto plazo será posible aplicar el tratamiento para destruirlas sin abrir la piel.

Como podemos ver, los adelantos médicos cada día son más sorprendentes, así que en un futuro no muy lejano será posible darle nueva batalla al cáncer.

Seguridad

Focus Exablate es el primer sistema que cuenta con la aprobación de la Administración de Medicamentos y alimentos (FDA, por sus siglas en inglés) para tratamiento de fibromas uterinos. Este sistema ejemplifica el potencial terapéutico del ultrasonido para cirugía no invasiva al integrarlo con la visualización precisa, guía y monitoreo que provee la imagen por resonancia magnética.

 

Desde Medio Oriente

El procedimiento descrito es de origen israelí, y creció rápidamente en Europa y Estados Unidos. En la actualidad existen cerca de 46 equipos en el mundo, de los cuales dos se encuentran en América Latina: uno en el Hospital Médica Sur de México (desde hace tres años) y el otro se encuentra en proceso de instalación en Brasil.

SyM - Karina Galarza Vásquez

 

Comenta el tema desde Facebook... Si tienes alguna consulta médica, regístrate gratuitamente en Pregunta al Médico. Nuestros especialistas te responderán en forma privada sólo a través de dicha sección.

Comenta el tema desde Facebook... Si tienes alguna consulta médica, regístrate gratuitamente en Pregunta al Médico. Nuestros especialistas te responderán en forma privada sólo a través de dicha sección.

Hoy en Salud Femenina

Perfil hormonal femenino infantil


Ver más...

Sabías que...

El cáncer de mama es la principal causa de muerte por cánceres en la mujer mexicana. Su detección oportuna posibilita una sobrevida de más de 5 años en la mayoría de pacientes.




Comscore