¡Ay, ay, ay, ay! Canta y no llores…