Cómo prevenir malformaciones en el embarazo - SyM
Salud y Medicinas, Sitio líder en salud y prevención de enfermedades, Cuidados de la salud

12 Diciembre 2017 | Iniciar Sesión



Hacer fuente pequeña
Hacer fuente normal
Hacer fuente grande
Imprimir

Alto a malformaciones en el embarazo

Miércoles 21 de junio del 2017, 04:49 pm, última actualización

Las malformaciones congénitas ocupan el segundo lugar como causa de mortalidad infantil en México y se encuentran entre los 20 principales motivos de hospitalización general. Lo más doloroso es que muchas de las discapacidades que ocasionan podrían evitarse con relativa facilidad.

Malformaciones en el embarazo

La ingestión o exposición a tóxicos, desnutrición y embarazarse antes de los 25 o después de los 35 años son factores que incrementan el riesgo de padecer alguna malformación congénita (que se origina durante el embarazo). Las más frecuentes son labio y paladar hendido, defecto neural (espina bífida, meningocele o anencefalia) y síndromes de Down o de Turner. La discapacidad desde el nacimiento confronta a los afectados a grandes obstáculos.

De acuerdo con la Secretaría de Salud (Ssa), en el mundo 3.3 millones de niños menores de un año fallecen anualmente a causa de problemas como los antes referidos, y alrededor de 94% de los decesos ocurren en países de bajo y mediano ingreso, dentro de los cuales aún se encuentra México.

“Las malformaciones congénitas son defectos que, de manera notoria o latente, interfieren en el proceso de adaptación a la vida extrauterina, lo que puede causar la muerte, discapacidad o alteraciones biológicas, psicológicas y sociales que condicionan la calidad de vida del individuo”, explica el Dr. Ricardo García Cavazos, especialista en Genética que se desempeña como director de la Escuela Superior de Medicina del Instituto Politécnico Nacional (IPN).

En este sentido, cobra particular importancia el surgimiento de iniciativas como las que promueve la Red Nacional para la Prevención de la Discapacidad (Renapred), que tienen el objetivo de disminuir hasta en 60% la incidencia de nacimientos con problemas en México hacia el 2011 mediante la promoción de distintas medidas.

Problema a vencer

Según datos estadísticos, Puebla, Estado de México, Distrito Federal, Jalisco, Guanajuato, Veracruz, Nuevo León, Baja California, Chihuahua y Tabasco son los estados que presentan mayor número de defunciones debido a defectos genéticos y congénitos.

Al respecto, la Dra. Aurelia Ramos Jiménez, jefa del departamento de Neonatología de la unidad médica de alta especialidad de la clínica 48 del Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS), localizada en León, Guanajuato (occidente de México), precisa que en dicha unidad 37% de las muertes en menores de 7 días de nacidos es a causa de alguna malformación congénita.

“La mayoría de las malformaciones son de origen multifactorial; sin embargo, el primer lugar lo ocupa la desnutrición, trastorno relacionado con labio y paladar hendido y defectos del tubo neural, mientras que los defectos cromosómicos como los síndromes de Down o el de Turner se asocian a la edad de la madre (mayor de 35 años)”, advierte la especialista.

Cabe destacar que estas alteraciones son prevenibles, principalmente las del sistema nervioso, cardiovascular y de labio y paladar hendido, de ahí que las acciones de la Ssa y el IMSS estén encaminadas a evitar el sufrimiento tanto de la familia como del bebé.

Antes y durante

De acuerdo con el Dr. García Cavazos, las malformaciones congénitas son prevenibles hasta en 70% si la mujer consume ácido fólico antes y durante el embarazo. “Dicha sustancia es la vitamina de la salud humana, ya que no sólo ayuda a prevenir y disminuir la incidencia de tales afecciones, sino también de enfermedades como cáncer, mal de Alzheimer, depresión, abortos recurrentes y preeclampsia”.

También conocido como vitamina B9, el ácido fólico desempeña importante papel en el proceso de formación del cerebro, rostro y columna del feto durante las 12 primeras semanas de gestación. De manera natural se encuentra en hígado de pollo o res, leguminosas (frijol y lentejas), verduras de hoja verde (espinacas, lechuga, brócoli, col y ejotes) y algunas frutas (naranja, mandarina, limón y plátano).

Sin embargo, el proceso de cocción de algunos de estos alimentos destruye considerable porcentaje de dicho nutriente. “Por ello, es necesario complementar la dieta con una tableta de 400 microgramos de ácido fólico al día, de preferencia tres meses antes de embarazarse y durante todo el periodo de gestación”, recomienda el genetista.

Coma bien

Si estás pensando embarazarte o ya estás encinta, es necesario que te alimentes en forma correcta, pues queda claro que el estado nutricional afecta el resultado de la gestación y es un factor que se relaciona de manera cercana con la mortalidad infantil.

De acuerdo con Renapred, es fundamental que la dieta de la futura mamá incluya alimentos de los distintos grupos, ya que esto le permitirá proveerse de los siguientes elementos:

  • Proteínas. Son fundamentales para la formación de órganos internos, músculos, sangre y piel; además, se requieren para la producción de leche materna durante el periodo de lactancia. Se les encuentra en carne de res, pollo y cerdo, frijol, lentejas, garbanzos, cacahuates, huevo, leche y sus derivados.
  • Vitamina A. Si el aporte es insuficiente se corre el riesgo de experimentar partos prematuros, retraso del crecimiento fetal o bajo peso al nacer. Puede obtenerse de las verduras amarillas o de hoja verde.
  • Vitamina D. Se encarga de regular las aportaciones de calcio a los huesos y permite que éste favorezca el desarrollo normal del esqueleto en el bebé. Las fuentes con mayor contenido son aceite de hígado de bacalao y atún, aunque también se le encuentra en leche, yema de huevo y levadura.
  • Calcio. Interviene en el desarrollo de huesos y dientes, ayudando también en el mantenimiento de los sistemas circulatorio, nervioso y muscular. Se obtiene de los productos lácteos y de la tortilla.
  • Yodo. Previene efectos nocivos en el cerebro del bebé, abortos espontáneos, así como mortalidad fetal y materna. Se le encuentra en la sal de mesa, vegetales, pescados y mariscos.
  • Zinc. Mineral fundamental para el correcto funcionamiento del sistema reproductivo y para el desarrollo fetal, pues además de ser el responsable de la calidad de espermatozoides y óvulos contribuye al crecimiento del bebé durante el embarazo. Se puede obtener mediante el consumo de carnes rojas, pescados, hígado de res, tubérculos, cereales fortificados, leche y yema de huevo.
  • Hierro. La futura madre debe consumirlo porque le permite incrementar la cantidad de sangre, tanto para ella como para el correcto funcionamiento de la placenta, lo que beneficia de manera directa al feto. Se le encuentra en carnes rojas, pollo, pescado, frutas y legumbres.

Al nacer

A fin de prevenir que los recién nacidos desarrollen discapacidad, los padres deben exigir que se practique el tamiz neonatal a sus hijos. Se trata de una prueba mediante la cual se pueden descubrir y tratar de manera oportuna enfermedades graves e irreversibles que no se ven a simple vista, aun realizando revisión médica exhaustiva, como el hipotiroidismo congénito (baja actividad de la tiroides desde el nacimiento). Dicha enfermedad puede ocasionar retraso mental irreversible y otros problemas que requieren tratamiento específico.

La prueba se efectúa mediante la obtención de cinco gotas de sangre del talón del bebé, las cuales se colocan en papel filtro que se envía al laboratorio para su análisis. Es importante realizarla entre el segundo y quinto día posterior al nacimiento, y en caso de que el médico encargado del parto no lo haya realizado antes de que el bebé abandone el hospital, se deberá solicitar de inmediato.

El resultado tiene que entregarse a los diez días de efectuada la prueba (como máximo), y en caso de que se sospeche que el bebé tenga algún padecimiento, será necesaria la realización de pruebas complementarias para confirmar el diagnóstico y dar tratamiento adecuado.

Es importante que las acciones de las autoridades de salud y de la población en general estén orientadas a prevenir las discapacidades en los niños, así que es momento de actuar para no lamentar.

SyM - Karina Galarza Vásquez

 

Comenta el tema desde Facebook... Si tienes alguna consulta médica, regístrate gratuitamente en Pregunta al Médico. Nuestros especialistas te responderán en forma privada sólo a través de dicha sección.

Comenta el tema desde Facebook... Si tienes alguna consulta médica, regístrate gratuitamente en Pregunta al Médico. Nuestros especialistas te responderán en forma privada sólo a través de dicha sección.

Hoy en Vitaminas y Minerales

Litio, pequeño pero muy efectivo


Ver más...

Sabías que...

En México, el número de mujeres con discapacidad suma 3.8 millones, en tanto el de hombres llega a 3.3 millones, siendo las enfermedades su principal causa.




Comscore