Oxiuros

Oxiuros

Parásitos que apenas alcanzan unos cuantos centímetros de largo, pero no por ello son un problema menor, ya que son muy contagiosos y ocasionan una de las infecciones más comunes en el mundo. Penetran en el organismo cuando se ingieren agua o alimentos contaminados, y luego se alojan en el recto.

La infección por oxiuros se caracteriza porque, mientras la persona afectada duerme, la hembra sale del intestino a través del ano y depositan sus huevecillos (como los que se muestran en la imagen) en la piel circundante, lo que provoca intensa picazón anal. El tratamiento principal es mediante dosis única de medicamento.