Ejercicio regular aleja a los niños de la depresión

Niños activos tienen menos riesgo de depresión

La actividad física regular podría reducir el riesgo de depresión en niños, según nuevo estudio de la Universidad Noruega de Ciencias y Tecnología.

Un equipo de especialistas en aquel país evaluó a 700 niños (con edades de 6, 8 y 10 años), y descubrió que quienes realizaban ejercicio moderado y vigoroso con regularidad tenían menos probabilidades de desarrollar depresión a lo largo de cuatro años.

Si bien investigaciones previas habían encontrado que los adolescentes y adultos físicamente activos parecen tener riesgo más bajo de sufrir depresión, este nuevo estudio es el primero en sugerir que el mismo beneficio se presenta en los niños.

El trabajo de la Universidad Noruega para conocer los beneficios del ejercicio en los niños establece que la actividad física ayuda a aumentar el suministro de oxígeno a todo el cuerpo, lo que brinda mayor energía a las células.

"Ser activo, sudar y divertirse son factores que ofrecen más que sólo beneficios para la salud física, también protegen de la depresión", señaló la principal autora del estudio, Tonje Zahl, candidata doctoral.

Por su parte, Silje Steinsbekk, profesora en el Departamento de Psicología de la Universidad Noruega y coautora del estudio, aseguró que "los hallazgos son importantes porque podrían sugerir que la actividad física se puede usar para prevenir y tratar la depresión desde la niñez".