Cimetidina

Cimetidina, para el reflujo gastroesofágico

Cimetidina es una clase de medicamentos llamados bloqueadores H2, el cual ayuda a reducir la cantidad de ácido producido por el estómago

¿Para qué sirve la cimetidina?

Es utilizada para tratar las úlceras, la enfermedad de reflujo gastroesofágico, (condición en la que el reflujo de ácido del estómago provoca acidez estomacal y lesiones esofágicas) y el síndrome de Zollinger-Ellison.

¿Cómo se usa?

La cimetidina viene envasada en forma de tabletas y solución líquida para tomar por vía oral. Se emplea generalmente una vez al día al ir a dormir o entre 2 y 4 veces al día con las comidas y al acostarse.

Cimetidina sin prescripción se ingiere de 1 a 2 veces por día, y para evitar los síntomas de pirosis (sensación de quemadura que sube en el esófago) o acidez estomacal requiere tomarse 30 minutos antes de la comida.

Efectos secundarios de la cimetidina

En casos específicos, se presentan efectos como:

  • Dolor de cabeza.
  • Diarrea.
  • Mareos.
  • Somnolencia.
  • Aumento de volumen en glándulas mamarias.
  • Alucinaciones.

¿Cuándo llamar al médico?

La acidez estomacal puede presentarse en cualquier momento, a causa de la ingesta de ciertos alimentos, por lo que es importante acudir al médico apenas aparezcan los primeros síntomas, para evitar que el ácido cause daños en las paredes de tejidos y derive en algo más grave.

Asimismo, se debe consultar al médico en caso de presentarse confusión, excitación, depresión o nerviosismo.

La información presentada es exclusivamente de carácter informativo. DI NO A LA AUTOPRESCRIPCIÓN. Antes de administrar cualquier medicina, es necesario consultar a un médico, a fin de que determine la dosis adecuada para cada paciente, con base en su cuadro clínico particular. Salud y Medicinas no se hace responsable por daños ocasionados por automedicarse.