Un hogar limpio ayudaría a mantener el asma infantil bajo control
Un hogar limpio ayudaría a mantener el asma infantil bajo control
Artículo

Un hogar limpio ayudaría a mantener el asma infantil bajo control

Evitar la acumulación de ácaros del polvo y moho en casa, entre otros contaminantes, puede ayudar a controlar el asma en niños, según nuevo informe de la Academia Americana de Pediatría (AAP), pues reduce la necesidad de que los pequeños tomen medicamentos.

Muchas cosas en el hogar contribuyen a los síntomas y ataques de asma (afección pulmonar crónica que dificulta la respiración), apuntó la Dra. Elizabeth Matsui, coautora del estudio, desde los señalados ácaros del polvo y moho, hasta mascotas peludas, humo, cucarachas, fragancias y sustancias químicas del aire. "Al intervenir, se puede tener gran impacto en el asma infantil".

Según datos de la Academia Americana de Pediatría, 1 de cada 10 niños estadounidenses tiene asma (en México, se calcula que 10% de la población infantil la padece) por lo que sus vías respiratorias inflamadas y estrechas provocan sibilancia (sonido silbante durante la respiración), apretamiento de pecho, falta de aire y tos.

Este informe de la AAP se enfoca en la identificación de desencadenantes ambientales, lo cual es importante para la salud en general y la calidad de vida del niño con asma.

Por ejemplo, para eliminar ácaros del polvo, los expertos sugieren retirar alfombras y peluches, pasar una aspiradora (con filtro), cubrir el colchón y la base con fundas antialérgicas, y lavar las sábanas regularmente con agua caliente.

Si el niño tiene alergia a los gatos, conviene encontrar un nuevo hogar para el animal, pues el alérgeno que produce "es aéreo y muy pegajoso, así que aunque se intente aislar a la mascota, no habrá mejora en el asma del pequeño", explicó Matsui.

Además de la limpieza del hogar, otras recomendaciones del informe de la AAP incluyen dejar de fumar o al menos prohibirlo dentro de la casa.

Igualmente, si el niño usa medicamentos para el asma a diario o experimenta síntomas varias veces por semana, la Dra. Elizabeth Matsui sugirió que los padres hablen con el pediatra sobre los posibles desencadenantes ambientales.

"Este método debe ser parte integral del control del asma. Si se abordan las exposiciones ambientales, los efectos de la enfermedad en el niño pueden ser similares a los observados con los medicamentos", aseguró Matsui.

¿Tienes alguna pregunta sobre este tema?

Pregunta al Médico