Cómo saber si un niño tiene diabetes tipo 2
Cómo saber si un niño tiene diabetes tipo 2
Artículo

Cómo saber si un niño tiene diabetes tipo 2

¿Tu hijo(a) tiene sobrepeso u obesidad? ¿Tú tienes diabetes? Estos factores representan importante riesgo para que tu niño(a) padezca diabetes tipo 2  que, aunque anteriormente se consideraba exclusiva de los adultos, en los últimos 15 años los casos en la población infantil se han vuelto más frecuentes.

Algunos niños pueden padecer este trastorno y no estar diagnosticados, ya que los síntomas de diabetes no son evidentes en etapas tempranas del desarrollo de los menores, no obstante, su aparición es gradual, ya que los altos niveles de glucosa en sangre, con el tiempo y sin tratamiento, van afectando el adecuado funcionamiento del organismo. 

Primordial identificar síntomas de diabetes tipo 2 en niños

La diabetes es enfermedad crónica grave que sin tratamiento y control apropiado, con el tiempo puede derivar en complicaciones como ceguera, daño en riñones y neurológico, enfermedades cardiacas e hipertensión, entre otras. 

En este contexto, resulta fundamental saber identificar oportunamente las señales en aquellos infantes que pudieran padecer diabetes tipo 2. De acuerdo con especialistas, a pesar de que muchos niños no presentan ninguna molestia, entre los síntomas destacan: 

  • Cansancio o fatiga, lo cual se debe a que su cuerpo no puede aprovechar adecuadamente el azúcar como fuente de energía.
  • Ganas de orinar con frecuencia, ya que su organismo trata de desechar el exceso de glucosa en sangre por esta vía.
  • Beber muchos líquidos, porque probablemente exista deshidratación por orinar frecuentemente.
  • Mayor sensación de hambre, pues la deshidratación suele confundirse con la necesidad de comer.
  • Piel con aspecto diferente: más gruesa, oscura y aterciopelada debajo de los brazos, entre las piernas y los dedos tanto de las manos como de los pies, en codos y rodillas. Alrededor del cuello, la piel también puede notarse de tono más oscuro, incluso después de bañarse, anomalía que es conocida como acantosis nigricans.
  • Heridas que tardan en cerrar; si existen lesiones, los altos niveles de glucosa en sangre dificultan su cicatrización.
  • Sufrir infecciones con frecuencia, pues la diabetes debilita al sistema inmunológico.
  • Visión borrosa, pues esta enfermedad también afecta a la vista con trastornos como glaucoma.

Revisiones médicas periódicas facilitan la detección de diabetes en niños

Acudir al médico regularmente para un chequeo de la salud de tus hijos permite detectar en forma oportuna cualquier anomalía, incluyendo si ha desarrollado diabetes tipo 2, pues mediante análisis de muestra de sangre se puede saber cómo andan sus niveles de glucosa. 

De igual forma, las consultas médicas contribuyen a prevenir en los menores sobrepeso y obesidad, factores que elevan el riesgo de sufrir enfermedades crónicas como diabetes, a través de orientación nutricional que ayude a ofrecer a los niños una alimentación adecuada, según su peso y edad. 

Asimismo, evitar el consumo de bebidas azucaradas puede disminuir el riesgo de subir de peso, padecer diabetes e incluso caries dentales. Como alternativa, puedes ofrecer a los niños bebidas con endulzantes que no contengan calorías y estén recomendados para toda la familia. 

Si tu hijo ha sido diagnosticado o muestra síntomas de diabetes, consulta al médico de inmediato para que te indique la mejor opción de tratamiento. 

Fuentes:

¿Tienes alguna pregunta sobre este tema?

Pregunta al Médico

Salud y Medicinas

Norma Francelia Chávez Chávez Última actualización: Mar, 08/10/2013 - 17:15