Sedentarismo y obesidad, elevan el riesgo de muerte prematura.
Sedentarismo y obesidad, elevan el riesgo de muerte prematura.
Artículo

Inactividad física, más letal que la obesidad

Ser sedentario puede ser el doble de peligroso para la salud que ser obeso, sugiere nuevo estudio en el Reino Unido. Sin embargo, una caminata a paso rápido durante 20 minutos cada día es suficiente para reducir el riesgo de muerte prematura hasta un 30%, según los autores de la investigación.

De acuerdo con el estudio realizado en la Unidad de Epidemiología del Consejo de Investigación Médica de la Universidad de Cambridge, el ejercicio físico puede ser más importante que la obesidad en la prevención de la enfermedad cardiovascular en particular, y de la muerte por cualquier causa general.

Publicado en la revista American Journal of Clinical Nutrition, el trabajo de los investigadores británicos concluye que basta pequeña cantidad de actividad física diaria para que individuos sedentarios obtengan notables y benéficos cambios en su organismo. "Los esfuerzos para animar a que las personas inactivas realicen un pequeño aumento en la actividad física probablemente tengan beneficios significativos para su salud", dijo el científico y autor principal, Ulf Ekelund.

De hecho, los expertos estiman que un paseo diario de 20 minutos puede "quemar" entre 90 y 110 kcal, lo que permitiría que una persona inactiva pase a ser moderadamente inactiva, y reduciría entre 16 y 30% su riesgo de muerte prematura.

Cabe recordar que la inactividad física se asocia con mayor riesgo de enfermedades cardiovasculares o, incluso, cáncer. En cuanto a la obesidad, especialistas aseguran que a pesar de que puede contribuir a un mayor índice de masa corporal (IMC), su relación con la muerte precoz es independiente del IMC de un individuo.

¿Tienes alguna pregunta sobre este tema?

Pregunta al Médico