Carne procesada aumenta riesgo de cáncer, advierte la OMS
Carne procesada aumenta riesgo de cáncer, advierte la OMS
Artículo

Carne procesada aumenta riesgo de cáncer, advierte la OMS

El consumo de carnes procesadas, como salchichas, hamburguesas, jamón o tocino, está vinculado con el desarrollo de cáncer, según estudio avalado por la Organización Mundial de la Salud (OMS).

Un informe de la Agencia Internacional de Investigación sobre el Cáncer (IARC, por sus siglas en inglés), órgano de la OMS especializado en cáncer, evaluó la carcinogenicidad (capacidad de producir cáncer) del consumo de carne procesada (salchichas, jamón, cecina, tocino, etc.) y lo incluyó en el grupo de sustancias más peligrosas para la salud junto con el humo del tabaco, alcohol, plutonio o aire contaminado, entre otros.

Al mismo tiempo, los investigadores clasificaron el consumo de carne roja (res, cerdo, ternera, cordero, caballo o cabra) como probablemente carcinógeno para los humanos, lo que se observó principalmente con el cáncer colorrectal (se origina en el colon o el recto).

Luego de una revisión exhaustiva de los estudios científicos acumulados, un grupo de trabajo de 22 expertos de 10 países, concluyó que la carne procesada es carcinógena, incluso, señaló que cada porción de 50 gramos consumida diariamente aumenta 18% el riesgo de cáncer colorrectal en las personas. Pero ese consumo ha de ser continuo, durante años, para tener tal efecto.

"Para un individuo, el riesgo de desarrollar cáncer colorrectal por consumo de carne procesada sigue siendo pequeño, pero aumenta con la cantidad de carne consumida", dijo el doctor Kurt Straif, jefe del Programa de Monografías de la IARC, quien añadió: "En vista del gran número de personas que consumen carne procesada, el impacto global sobre la incidencia del cáncer es de importancia para la salud pública".

Por su parte, el doctor Christopher Wild, director de la IARC, consideró que estos hallazgos "apoyan aún más las actuales recomendaciones de salud pública acerca de limitar el consumo de carne, la cual tiene un valor nutricional". Por tanto, dijo, la información permitirá a gobiernos y agencias reguladoras internacionales realizar evaluaciones para balancear los riesgos y beneficios de consumir carne roja y carne procesada, a fin de poder brindar las mejores recomendaciones dietéticas posibles.

El estudio completo será publicado por la IARC en unos meses, pero un resumen de las evaluaciones finales se ofrece en la publicación especializada The Lancet Oncology

¿Tienes alguna pregunta sobre este tema?

Pregunta al Médico