Herpes simple neonatal
Herpes simple neonatal
Artículo

Herpes simple neonatal, ¡cuidado con besar al recién nacido!

Aunque rara vez ocurre, vale la pena conocerla para evitar el contagio en recién nacidos, cuya salud puede verse seriamente comprometida por esta infección. Te decimos cuáles son los síntomas de herpes simple neonatal y cómo se previene.        

Infección neonatal por virus del herpes simple

La infección neonatal por virus del herpes simple (VHS) es poco frecuente, pero suele ser grave; puede deberse al VHS tipo 1 o VHS tipo 2, siendo este último el más frecuente.

El herpes neonatal, según datos de la Organización Mundial de la Salud (OMS), puede producirse cuando el recién nacido ha estado expuesto al virus del herpes simple en las vías genitales durante el parto.

Contagio de herpes neonatal

No obstante, en ocasiones el microorganismo se propaga de un recién nacido infectado a otro (a través del personal hospitalario) o bien, cuando algún miembro de la familia con el virus ha besado al pequeño.

El hecho de que represente una afección rara (se estiman 10 casos por 100 mil nacidos), no significa menospreciar su importancia, ya que puede provocar discapacidad neurológica en el bebé e incluso, la muerte del pequeño si no se atiende oportunamente.

Síntomas de herpes neonatal

Por lo general, los síntomas de herpes neonatal se producen entre la primera y tercera semana de vida e incluyen vesículas cutáneas que se observan en algún punto de la piel (de forma local) o bien, diseminadas en todo el cuerpo.

Particularmente, los signos de que un bebé podría haberse infectado con VHS incluyen:

También te puede interesar: Características del recién nacido

  • Fiebre baja.
  • Ampollas pequeñas en la piel (parecen lesiones cutáneas elevadas con líquido transparente).

Estos síntomas pueden ocurrir de 2 a 12 días después de la exposición al virus; en caso de observarlos, es indispensable acudir de inmediato con el médico, a fin de obtener el diagnóstico oportuno que permita iniciar el tratamiento y evitar que la enfermedad avance y genere mayores complicaciones para la salud del bebé.

También te puede interesar: Cómo detectar un parto prematuro

En casos graves, los recién nacidos con herpes neonatal diseminada pueden sufrir trastornos como:

  • Encefalitis (infección en el cerebro).
  • Hepatitis.
  • Problemas de coagulación.
  • Dificultad respiratoria.
  • Letargo.
  • Apnea.
  • Convulsiones.

¡Nada de besos a los recién nacidos!

De acuerdo con información respaldada por la Academia Americana de Pediatría, el virus del herpes simple es especialmente peligroso para los bebés menores de 6 meses.

Por ello, los padres o familiares que tengan herpes labial (fuegos) deben tener especial cuidado de no besar a los recién nacidos, cuyo sistema de defensas (inmunitario) no se desarrolla por completo hasta que tienen, en promedio, 6 meses de edad.

Tratamiento contra la infección

Datos de la Biblioteca Nacional de Medicina de Estados Unidos señalan que informar al médico en la primera consulta prenatal si la madre tiene historial de herpes genital reduce el contagio de la infección al bebé, además de facilitar la toma de decisiones sobre cómo nacerá el pequeño.

Por ejemplo, si la embarazada tiene brotes de herpes frecuentes, el médico determina qué tipo de fármaco debe tomar durante el último mes de gestación para tratar el virus y prevenir un brote al momento del parto.

Aunque los medicamentos antivirales son eficaces para personas infectadas por VHS, es decir, reducen la intensidad y frecuencia de los síntomas, no curan la infección.

Por otro lado, para evitar la enfermedad en el bebé, los médicos recomiendan que en mujeres con infección genital activa (con ampollas herpéticas) se realice cesárea, procedimiento que reduce la transmisión del virus.

La infección con el virus del herpes en bebés suele tratarse con medicamentos antivirales administrados a través de una vena (vía intravenosa); asimismo, es posible que el bebé requiera tomar el fármaco por varias semanas.

Saber que el herpes neonatal es enfermedad poco frecuente parece un alivio, sin embargo, es importante recordar que si la embarazada ha tenido el virus, debe informarlo al médico y tomar en cuenta las medidas de prevención señaladas. ¡Cuida tu salud y la de tu bebé!

¿Tienes alguna pregunta sobre este tema?

Pregunta al Médico

Laura Ruiz Mata

Laura Ruiz Mata Última actualización: Vie, 12/07/2019 - 13:19