Flujo vaginal en la infancia
Flujo vaginal en la infancia
Artículo

Qué es y cómo curar el flujo vaginal en niñas

En forma natural, la mujer produce una secreción vaginal que mantiene sano el órgano reproductor femenino, pero ¿qué ocurre cuando aparece en la infancia acompañada de prurito?

También te puede interesar: Vagina

Te decimos las causas y cómo curar el flujo amarillo en niñas. ¡Infórmate!

Flujo vaginal en niñas

Flujo vaginal en niñas

La vagina forma parte del aparato reproductor femenino y cumple diversas funciones, desde ser el órgano sexual femenino del coito y el conducto del parto, hasta constituir la vía excretora del útero y tener la capacidad de absorción de esta estructura para administrar ciertos medicamentos (óvulos y cremas).

También te puede interesar: Vulvovaginal

Sin embargo, antes de la pubertad existen ciertos factores que pueden causar problemas en este órgano y provocar flujo vaginal (blanco-amarillento o amarillo-verdoso) en niñas, por ejemplo:

  • Químicos. Perfumes y colorantes en detergentes y suavizantes de tela, cremas, ungüentos o jabones fuertes pueden irritar la vagina o la piel de la zona.
  • Mala técnica al limpiarse. Después de ir al baño, si la higiene se hace de atrás hacia adelante, se arrastran bacterias de la zona anal hacia la vagina, lo que puede causar infección.
  • Candidiasis vaginal. Esta infección, que causa picazón y ardor en la vulva, es frecuente en las niñas que se encuentran en proceso de crecimiento y atraviesan cambios hormonales que las hacen más vulnerables a las llamadas candidiasis o infecciones por hongos.
  • Vaginitis. Este trastorno es bastante común en las niñas antes de la pubertad; no obstante, si la pequeña tiene una infección vaginal de transmisión sexual, debe considerarse la posibilidad de abuso sexual y abordarse como tal.
  • Oxiuros. La infección con estos parásitos es especialmente común en la infancia.
  • Cuerpos extraños. Es posible que algún trozo de papel higiénico se haya quedado la vagina y provoque infección acompañada de flujo.
  • Juegos infantiles de exploración del cuerpo y masturbación. Estas actividades son completamente normales durante la niñez y provocan, por ejemplo, que algunas pequeñas lleven sus manos sucias hacia la vagina, trasladando así algunos microbios provenientes de la zona anal o de vías aéreas (boca o nariz).

¿Cómo curar el flujo vaginal en niñas?

El flujo vaginal en las niñas no se considera normal; sin embargo, tampoco debe interpretarse siempre como algo grave, debido a que en la mayoría de casos, la causa es fácil de tratarse.

Cómo tratar el flujo vaginal en menores de edad.

De acuerdo con la Sociedad Argentina de Pediatría, el flujo vaginal en menores de edad está favorecido por características propias de la vagina infantil, la cual carece de estrógenos y, por tanto, es propensa a serie de factores que pueden afectarla.

Cabe señalar que, a diferencia de lo que ocurre en mujeres adultas, el problema de la secreción en pequeñas suele ser un proceso que permanece localizado en la vagina, es decir, no se propaga a los órganos genitales internos.

En cualquier caso, según datos de la Biblioteca Nacional de Medicina de Estados Unidos, algunas medidas para evitar los factores de irritación o de infección en una niña incluyen:

Jabones para higiene infantil

  • Evitar el uso de papel higiénico perfumado o de color, así como los baños de espuma.
  • Usar jabón natural sin aroma.
  • Limitar el tiempo del baño a 15 minutos o menos.
  • Enseñar cómo debe limpiarse adecuadamente. Secarse la parte externa de la vagina y la vulva dando palmaditas en lugar de frotarse con el papel higiénico (así evitará que se desprendan pequeñas bolitas de papel). Después de orinar o defecar, es importante que se limpie el área de adelante hacia atrás (desde la vagina hasta el ano).

Al mismo tiempo, conviene que la ropa interior de la pequeña sea siempre de algodón y que la cambie todos los días; además, debe evitar los pantalones apretados y cambiarse la ropa húmeda, después de nadar o hacer ejercicio, lo más pronto posible.

Finalmente, además de saber cómo curar el flujo amarillo en niñas, conviene mencionar que si la pequeña se queja de dolor abdominal bajo o pélvico, presenta ampollas o úlceras en la vagina o vulva, sufre ardor con la micción, tiene fiebre o se sospecha de abuso sexual, es preciso contactar con un profesional médico de inmediato.

¿Tienes alguna pregunta sobre este tema?

Pregunta al Médico

Laura Ruiz Mata

Laura Ruiz Mata Última actualización: Lun, 02/09/2019 - 15:43