Imagen
Nitrofurantoína, ¿para qué se usa este medicamento?
Principios Activos

Nitrofurantoína, ¿para qué se usa este medicamento?

La nitrofurantoína es útil para tratar las infecciones bacterianas del aparato urinario.

Considerado un medicamento antibiótico, la nitrofurantoína actúa al matar las bacterias causantes de infecciones, por lo que su uso responsable ayuda a recuperar la salud en menos tiempo que si se suspende el tratamiento de manera anticipada.

También te puede interesar Examen general de orina

¿Cómo se usa la nitrofurantoína?

Este medicamento se encuentra en presentación de cápsulas y solución líquida para tomar por vía oral; en la mayoría de casos, el médico lo prescribe en dosis de 2 o 4 veces al día, durante 7 días, en promedio.

Se recomienda tomar el medicamento con un vaso de agua y con los alimentos (de preferencia, a la misma hora cada día), a fin de mejorar su absorción y, en ciertos pacientes, incrementar su tolerancia.

Efectos secundarios de la nitrofurantoína

Si bien las reacciones secundarias de nitrofurantoína no son comunes, podrían llegar a presentarse algunas, como:

Orina de color amarillo oscuro o marrón.

  • Náusea.
  • Vómito.
  • Anorexia.
  • Pérdida del apetito.

En ocasiones, los efectos secundarios de nitrofurantoína pueden ser graves, por lo que debe llamarse al médico en caso de:

  • Dificultad para respirar.
  • Cansancio excesivo.
  • Fiebre.
  • Escalofríos.
  • Dolor en el tórax.
  • Tos persistente.
  • Adormecimiento, cosquilleo o sensación de pinchazo en los dedos de manos y pies.
  • Debilidad muscular.
  • Inflamación de labios y/o lengua.
  • Sarpullido.

Cuándo llamar al médico

En caso de sobredosis, es necesario acudir o llamar al médico.

Es importante tomar el medicamento (al igual que cualquier antibiótico) hasta terminar la prescripción, aun cuando los síntomas de la enfermedad hayan desaparecido, de lo contrario, puede complicarse la infección, ser más difícil de tratar y provocar que las bacterias se vuelvan resistentes a los antibióticos.

Como con cualquier medicamento, es importante almacenarlo fuera del alcance de los niños, en sitios frescos y secos.

La información presentada es exclusivamente de carácter informativo. DI NO A LA AUTOPRESCRIPCIÓN. Antes de administrar cualquier medicina, es necesario consultar a un médico, a fin de que determine la dosis adecuada para cada paciente, con base en su cuadro clínico particular. Salud y Medicinas no se hace responsable por daños ocasionados por automedicarse.

¿Tienes alguna pregunta sobre este tema?

Pregunta al Médico