Reglas para andar en bicicleta en la ciudad
Reglas para andar en bicicleta en la ciudad
Artículo

Andar en bicicleta en la ciudad, sigue estos 15 consejos

Tenía más de un año con el plan de dejar el transporte público por completo, pero ponía excusas. Si algo bueno me ha dejado esta cuarentena es haberme orillado a dar ese paso. Te cuento cuáles son las reglas para andar en bicicleta en la ciudad que me han ayudado a circular sano y salvo.

Es seguro andar en bicicleta durante la cuarentena por COVID-19, es más, la Organización Mundial de la Salud lo recomienda como medio de transporte durante esta emergencia sanitaria. Por eso me decidí a desempolvar mi bici y olvidarme del metro.

También te puede interesar: Bicicleta, salud en dos ruedas

Los “transportes verdes” no sólo llegaron para quedarse, sino que tienen un encanto que a los millennials, centennials y demás “ennials” nos atrapa, y es que junta lo mejor de la vida saludable con la libertad de recorrer la ciudad.

Se los juro, más allá de los beneficios para la salud del ciclismo, ir a donde sea a bordo de una bici da una sensación como de paseo, se te hace menos pesado el levantarte y salir a trabajar porque antes vas a dar una vuelta divertida.

También te puede interesar: Andar en bicicleta: saludable opción

El problema empieza cuando te enfrentas a la realidad de tráfico, los conductores que te avientan el coche, los peatones que cruzan mal la calle, en fin, un sinnúmero de retos que hacen menos “mágica” la experiencia de rodar con tu bicicleta.

¿Qué opción hay? Después de un tiempo llegué a la conclusión de que las normas para conducir bicicletas existen por algo y seguirlas son la única forma de mantenernos a salvo sin dañar a nadie.

Reglas para andar en bicicleta en la ciudad

Toma estos puntos como un guía práctica de cómo pedalear en la ciudad de manera segura y divertida.

beneficios para la salud del ciclismo

1. Tener en buen estado la bicicleta

Esto es obvio, pero vamos más allá. Si es uno de los principales consejos para andar en bici por la ciudad es porque muchas veces se nos olvida todo lo que debemos revisar y mantener en buen estado en nuestro vehículo.

Antes de andar, te recomiendo que revises cuatro cosas:

  1. Funcionamiento de los frenos (delantero y trasero): es decir, si frenan bien, muy lento o de golpe. Lo mejor es que el freno de la llanta de atrás esté ajustado (que frene de golpe en caso de urgencias) y el de adelante sea más suave, para bajar la velocidad o frenar despacio.
  2. Aire en las llantas: depende de la marca y modelo de la llanta, pero lo mejor es que estén infladas perfectamente y no se hundan al momento de subirte a la bicicleta. Si tienen bultos o deformaciones, es mejor cambiarlas.
  3. Movimiento en el manubrio: muchas veces lo damos por hecho, pero el manubrio puede salvar vidas. Asegúrate que esté firme, para poder mantenerte en línea recta, pero que tenga movilidad suficiente para girar.
  4. Estado de la cadena y discos: la cadena debe estar firme y bien ajustada (que no cuelgue de la parte inferior. Por su parte, los discos deben estar bien derechos y alineados a la rueda trasera. Ambas partes deben estar perfectamente engrasados y correr si dificultad.

Es bueno que lleves tu bicicleta al taller cada 3 meses o si sientes que tiene un problema.

2. Busca la ruta más segura

Lo divertido de la bicicleta es que existen miles de opciones para llegar a todos lados, pero no todos son tan buenos como otros.

Si ya te decidiste a ir todos los días al trabajo o escuela en bicicleta, revisa en un mapa cuál es el mejor camino, es decir, el que mejor cumpla con estas características:

  • Camino más corto.
  • Que no tengas que recorrer vías rápidas o calles con muchos carriles.
  • Por donde no pase transporte pesado.
  • Por donde la calle esté mejor iluminada, señalizada y en mejor estado.
  • Donde no tengas que pasar puentes.

Ahora bien, revisa el mapa de ciclovías de tu ciudad, si alguna de estas rutas te sirve, ¡no lo dudes! Es la mejor opción.

3. Revisa el reglamento vial para ciclistas

 Varía poco de ciudad en ciudad, pero está diseñado para evitar accidentes. En le te tienes que fijar en 3 elementos:

  • Derechos del reglamento de tránsito para automovilistas y ciclistas.
  • Obligaciones de los ciclistas.
  • Normas de tránsito en general.

Hazle caso, puede salvarte de multas y ayudarte en caso de que alguien haya cometido una falta de tránsito en tu contra. Sólo conociendo las leyes podremos hacer que se cumplan.

4. Elementos de seguridad para ciclistas

Puede que tú sepas conducir increíble, seas ciclista profesional y hayas ganado la Tour de France más veces que Lance Armstrong, pero nada de eso importa si no pones la seguridad ante todo.

El equipo de protección básico incluye:

  • Casco (en algunos países hay multa por no usar casco en bicicleta).
  • Lentes de sol (en caso de usar tu bicicleta antes después del mediodía y antes del atardecer).
  • Botella con agua.
  • Estuche de herramientas para reparaciones de bicicleta.

A esto le puedes sumar:

  • Rodilleras y/o coderas.
  • Estuche con un kit de primeros auxilios.
  • Bloqueador solar.

¡No te arriesgues! Esto de verdad puede hacer la diferencia.

5. Prevén los tiempos

Andar en bicicleta no es excusa para llegar tarde (lo aprendí a la mala, mejor no te la juegues).

Dentro de las reglas para andar en bicicleta en la ciudad siempre debes súmale unos 10 minutos a todo traslado si quieres llegar a cambiarte, quitarte el sudor o dar un respiro.

reglamento vial para ciclistas Jalisco

6. Conduce por el carril de la derecha

Prácticamente aplica para todas las ciudades del mundo, salvo donde se conduzca del lado derecho del automóvil, como en Inglaterra. Cuando vaya, les digo cómo es allá.

Las normas para conducir bicicletas estipulan esta medida ya que el carril de la derecha es el más cercano a la banqueta, a la que puedes subir (con precaución y sin pedalear) en caso de una emergencia o para evitar un accidente.

Si vas a dar vuelta a la derecha, respeta los semáforos y puedes cruzar siguiendo el flujo de los coches o esperarte al paso de los peatones (sin pedalear cerca de ellos ni invadir su carril).

7. Hazte notar

La mejor forma de evitar accidentes es que los demás automovilistas puedan verte mientras circulas. Te recomiendo:

  • Utilizar ropa de colores llamativos o chalecos y/o mochilas con distintivos brillantes.
  • Colocar en tu bicicleta un claxon o bocina para alertar a las personas en tu camino.

Este punto es importante porque muchas clases de accidentes de tránsito se originan por este error.

8. Cuidado con los puntos ciegos

Puede que hayas seguido las recomendaciones del punto anterior y no te vean los automovilistas. Esto se debe a que estás en un punto ciego. Evita circular:

  • Cerca de los faros traseros de un automóvil.
  • Detrás de un camión de transporte pesado.
  • Entre los coches detenidos por el tráfico o en un semáforo.

Siempre piensa ¿me estará viendo la otra persona? Si tienes duda, toca el claxon o muévete a una posición más segura.

9. Indica lo que vas a hacer

Así como los coches tienen direccionales (que todos, absolutamente TODOS deberían utilizar) los ciclistas debemos utilizar las manos.

La recomendación es: utiliza tu mano dominante (en mi caso la derecha, porque soy diestro) para sujetar el manubrio mientras extiendes tu mano izquierda para indicar el lado al que darás vuelta o levantarla verticalmente si vas a frenar.

10. No traigas los audífonos puestos

¡Jamás! Así de sencillo. Además de ser una falta a las leyes de tránsito para ciclistas, no se puede andar en bicicleta si no tienes tus 5 sentidos puestos en conducir.

Tampoco revises el celular a menos que estés en un semáforo en rojo. Si lo vas a hacer, mejor sube a la banqueta y detente un momento.

11. Deja el peso de más

A esto se le llama lastre y tiene puntos en contra muy diversos:

  • Es más cansado el viaje.
  • Hace que vayas más lento.
  • Puede hacer que frenes más despacio.
  • Afecta al equilibrio de la bicicleta.
  • Afecta tu postura.

Para aprovechar al máximo los beneficios para la salud del ciclismo, lo que me ha funcionado es llevar todo en una mochila colgada en los hombros. Las bolsas en las manos o cualquier cosa que vaya colgando en tus brazos son poco prácticas y se puede atorar con otras cosas.

12. Haz caso a los señalamientos

Las indicaciones no son solo para automóviles. Motos, scooters y bicicletas tienen que hacer el mismo caso a:

  • Semáforos.
  • Zonas peatonales o de cruce de personas.
  • Carriles confinados al transporte público.
  • Vueltas prohibidas.

No hay más que decir, sólo ¡respétalas!

13. ¡Aguas con la lluvia!

Ya me pasó y te digo: es lo peor. Durante la temporada de lluvias, es mejor no recurrir a la bicicleta en tramos largos y mucho menos a horarios en la mañana (antes de las 8 am) o en la noche (después de las 7 pm.).

14. Señalización con datos personales

No hay un solo transporte en el mundo que te garantice estar libre de accidentes al 100%, por lo que lo mejor es llevar algo contigo en caso de un siniestro.

Hay unas placas metálicas que van en el cuello que llevan grabados datos personales como:

  • Nombre.
  • Tipo de sangre.
  • Teléfono al cual llamar en caso de emergencia.
  • Alergias.
  • Número de seguro social.

Espero que nunca necesites este consejo para andar en bici, pero es mejor tenerlo por cualquier caso.

15. Conoce tu bici

Parecería que todas las bicicletas son iguales, pero no es así. Imagina que es como tu mochila, bolsa o cartera, es algo tremendamente personal que sólo tú sabes cómo se utiliza a la perfección.

Antes de salir a rodar, mejor practica en tu colonia, da unas vueltas y prueba los frenos, velocidades, ¡todo!

Espero que estas reglas para andar en bicicleta en la ciudad te sean de utilidad. Disfruta tu paseo diario siempre con precaución. Nos vemos en el camino.

¿Tienes alguna pregunta sobre este tema?

Pregunta al Médico

Emanuel Ávila

Emanuel Ávila Última actualización: Vie, 10/07/2020 - 09:50