Distorsiones cognitivas afectan la relación de pareja
Distorsiones cognitivas afectan la relación de pareja
Artículo

Distorsiones cognitivas afectan la relación de pareja

Si tu relación dejó de funcionar y cada vez se multiplican más los problemas, quizá las fallas en la comunicación estén cobrando factura. Te decimos qué son las distorsiones cognitivas en parejas y por qué causan tanto daño.

También te puede interesar Aprender a escuchar, clave para una mejor comunicación

Distorsiones cognitivas en parejas

A todos nos pasa de vez en cuando que por determinada razón, interpretamos un suceso real de manera equivocada y, generalmente, no hay por qué preocuparse.

Sin embargo, cuando la llamada distorsión cognitiva ocurre en medio de una relación de pareja, puede causar serios daños y llevarla al fracaso.

Considerado uno de los cinco psicoterapeutas más influyentes de todos los tiempos, el psicólogo estadounidense Aaron Beck (actualmente de 97 años), fue de los primeros especialistas que abordaron el tema de las distorsiones cognitivas.

El también catedrático de Psiquiatría en la Universidad de Pensilvania, Estados Unidos, definió que las distorsiones cognitivas son pensamientos que no se basan en datos objetivos y pueden ser interpretaciones o juicios de valor que aparecen automáticamente, son difíciles de controlar y suelen generar gran malestar.

¿Cuáles son las distorsiones cognitivas en parejas más frecuentes?

Si has tenido dificultades con tu pareja, es probable que los siguientes factores hayan estado presentes:

  • Abstracción selectiva. Ocurre cuando pones atención a un solo aspecto o detalle de la situación, es decir, ignoras la parte positiva de tu relación y das mayor importancia a lo negativo. Por ejemplo, tu novio olvidó enviarte un saludo a primera hora del día y de inmediato aseguras: "¡Ya no me quiere!", sin pensar que probablemente olvidó el celular en casa o se quedó sin batería.
  • Pensamiento dicotómico. Se observa cuando todo lo ves "negro o blanco", "bueno o malo", sin dar oportunidad de que haya situaciones favorables en medio. Por ejemplo, tu pareja te llama para cancelar la salida al cine porque tiene que trabajar horas extras y, de inmediato piensas: "Todo lo hace mal".
  • Sobregeneralización. Las personas que realizan este tipo de distorsión se limitan a extraer conclusiones generales sobre algo en particular, pero sin conocimiento base suficiente. En otras palabras, uno o dos incidentes aislados les sirven para representar todas las situaciones similares, aunque no siempre tengan relación. Por ejemplo, tu pareja no quiere salir a cenar cierto día y lo único que llega a tu mente es: "Ya no le atraigo, ya perdió interés en nuestra relación".
  • Visión catastrófica. El individuo adelanta acontecimientos pensando que siempre va a ocurrir lo peor, no tiene ninguna esperanza de que las cosas puedan salir bien. Un buen ejemplo aparece cuando la pareja rompe y el miembro con distorsiones cognitivas, tiene la firme idea de que no encontrará nuevamente el amor. "Sin ti, mi vida no vale nada", se repite día y noche.
  • Culpabilidad. La persona con distorsiones cognitivas suele culparse a sí misma por todo lo que sucede, se atribuye la responsabilidad de todo en la relación e ignora los demás factores.

Si bien existen diversos factores por lo que una persona llena su mente de distorsiones cognitivas en la pareja, la solución para la mayoría de casos puede encontrarse fuera de la pareja, es decir, en la orientación de un profesional del tema.

De hecho, las terapias para relaciones de pareja son buena alternativa para identificar el tipo de distorsión que esté afectando y el camino para superarla.

¿Tienes alguna pregunta sobre este tema?

Pregunta al Médico